EFEBarcelona

La consellera de Justicia, Ester Capella, ha asegurado que su departamento cumple con el derecho penitenciario respecto a los presos del "procés" y que los funcionarios "hacen bien su trabajo", mientras ha acusado al PPC de "mentir permanentemente" debido a que están en "campaña" electoral.

Así se ha expresado Capella en el Parlament, en el marco de la sesión de control al Govern llevada a cabo esta mañana, al ser preguntada por la diputada popular Esperanza García sobre "a cuántos presos ha visitado para prometerles la libertad tras el 10N", en alusión a los presos independentistas.

Capella ha insistido en que los dirigentes independentistas condenados no tienen "ni más ni menos derechos que nadie" y ha criticado al PP por plantear esta pregunta desde la "ignorancia querida o la mala fe".

"Cuando hacen esto no me pone en cuestión a mí sino a todos los funcionarios. No tolero que continúen ustedes así", ha indicado la consellera.

Ha acusado asimismo al líder de los populares, Pablo Casado, de pedir que se haga "una excepción" con estos presos y que "no se les aplique la ley".

García, a su vez, ha asegurado que Capella "hizo de emisaria republicana" del presidente de la Generalitat, Quim Torra, y prometió a los presos que estarían en casa ya por Navidad "para comerse los turrones".

Ha avisado que si el resto de encarcelados ven que hay un "trato diferenciado" se pueden generar "motines" y poner en riesgo a los funcionarios de prisiones.

También la diputada de Ciudadanos Munia Fernández-Jordán ha preguntado a Capella sobre la misma cuestión.

Ha dicho que existe una "discriminación absoluta hacia los internos que no son los del 'procés'" y ha denunciado que la conselleria esconde información sobre las visitas que reciben.

Capella ha replicado que el Departamento protege "la intimidad de todas las personas privadas de libertad" y ha asegurado que el grupo naranja quiere usar la ley "torticeramente" para requerir una información que el Govern no debe facilitar.