EFEMadrid

El Gobierno participó este viernes con 23 medios aéreos y cuatro brigadas terrestres en la extinción de una decena de incendios forestales declarados en las provincias de Zaragoza, Salamanca, Badajoz, Albacete, Huelva, Asturias y Ourense.

El Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico (Miteco) detalla en un comunicado que en total se movilizaron cuatro Brigadas de Refuerzo de Incendios Forestales (BRIF), desplazadas en equipos compuestos por dos helicópteros con capacidad para cargar 1.200 litros de agua, 18 aviones -diez ellos anfibios- y cinco helicópteros, diseñados para transportar 4.500 litros.

En Ourense, los equipos del Ministerio prestaron apoyo a las autoridades regionales para el control del incendio de Cualedro, hasta donde se desplazó un avión de coordinación y observación, que voló desde el aeropuerto de León.

También se intervino en el fuego localizado en Verín, donde actuaron dos aviones Fire Boss, con capacidad para 3.100 litros de agua, asignados a la base de Rosinos (Zamora), y un avión Canadair, con carga de 5.500 litros y base en Labacolla (A Coruña).

Otro anfibio Canadair, desplazado desde Labacolla, prestó servicio en el foco activo en la localidad de A Merca, en el que también actuó una BRIF de la base de Laza (Ourense) y un avión de carga en tierra, con capacidad para 3.100 litros de agua, proveniente de la base de Antela-Xinzo de Limia (Ourense).

Los efectivos del Miteco también actuaron ayer en el fuego registrado en Cumbres Mayores (Huelva), donde se prestó apoyo a los equipos autonómicos con tres medios aéreos, en concreto un anfibio Canadair, con capacidad para 5.500 litros, de la base de Málaga; un avión de carga en tierra, que transporta 3.100 litros de agua, asignado a la base de Las Arenas (Huelva), y un helicóptero Kamov, con capacidad para 4.500 litros, que voló desde La Almoraima (Cádiz).

Además, una BRIF de la base de Daroca (Zaragoza) prestó apoyo en el incendio de Fuendetodos (Zaragoza), adonde se desplazaron dos aviones anfibios Canadair, con carga de 5.500 litros, desde la capital aragonesa.

En Asturias, los medios del Gobierno actuaron en Grandas de Salime, con un helicóptero Kamov con capacidad para 4.500 litros, asignado a la base de Ibias, y precisamente en esta localidad, prestaron apoyo con otro Kamov y una BRIF de Tineo.

A Sanchón de la Sagrada (Salamanca), el Miteco desplazó a una BRIF desde Pinofranqueado (Cáceres), y hasta el foco de Frenegal de la Sierra (Badajoz), envió un avión anfibio con capacidad para 5.500 litros y un avión de coordinación y observación, ambos adscritos a la base de Talavera La Real (Badajoz).

No obstante, el incendio que contó con mayor apoyo de los medios del Ministerio se generó en la localidad albaceteña de Férez, hasta donde se desplazaron cuatro aviones anfibios, de las bases de Requena (Valencia), Málaga y Zaragoza, dos helicópteros Kamov, adscritos a las bases de Mutxamel (Alacant) y Caracava (Murcia), y un avión de coordinación y observación, que voló desde Mutxamel.

El Ministerio señala en el comunicado que el 95 por ciento de los incendios forestales se deben a la acción humana, por lo que recuerda no arrojar cigarrillos ni fósforos al suelo, no encender fuego en el monte en épocas de riesgo, solicitar autorización para quemas, evitar el uso de maquinaria agrícola o forestal y herramientas que puedan generar chispas y no arrojar basuras fuera de los contenedores habilitados, entre otras recomendaciones.