EFEMadrid

El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, ha reafirmado este martes su compromiso con el cumplimiento íntegro de la Ley de Memoria Histórica y ha abogado por un programa para exhumar a las víctimas del franquismo que continúan en fosas comunes con labores en las que "estén presentes" miembros del Gobierno.

Iglesias ha participado este martes en su primer acto público como vicepresidente segundo del Ejecutivo, en un homenaje a las víctimas de la Semana Negra de Madrid, organizado por La Comuna, asociación de represaliados políticos del franquismo.

El programa de exhumaciones, entre otros asuntos relacionados con la dignidad y la memoria de las víctimas del franquismo, fue una de las reivindicaciones de Unidas Podemos para la firma del acuerdo de investidura con el PSOE, y, en este sentido, Iglesias ha opinado que "es importante" que acudan miembros del Ejecutivo cuando se produzcan exhumaciones.

Ha instado a la "presión de la sociedad civil" y de las asociaciones para "el reconocimiento y dignidad" que merecen las víctimas y ha mostrado el compromiso del Ejecutivo en la prohibición de "la ideología franquista" y su enaltecimiento "en todos los lugares públicos".

Además, el vicepresidente segundo ha criticado que "la ultraderecha ataca la educación pública" cuando dice que educar "en valores democráticos" es "adoctrinar" y ha considerado que "es paradójico" que lo digan partidos políticos que son "los herederos" de quienes "arrancaron a niñas y niños" de los colegios "para enseñarles a cantar el 'Cara al sol'".