EFEBruselas

La Comisión Europea (CE) confirmó hoy la detección de dos casos de peste porcina africana en Bélgica y advirtió de que las autoridades del país tendrán que aplicar las medidas previstas en la legislación comunitaria para estos casos.

"Las autoridades belgas anunciaron ayer dos casos aislados de peste porcina en dos jabalíes salvajes encontrados muertos en la región de Etalle (sur de Bélgica)", dijo en rueda de prensa la portavoz comunitaria de Salud Alimentaria, Anca Paduraru.

Añadió que Bélgica "tendrá que aplicar las medidas fijadas en la estrategia europea de peste porcina" y que la Comisión Europea, que está en "estrecho contacto" con las autoridades del país por este asunto, desplegará este fin de semana un "equipo de expertos", tras haber recibido una petición en este sentido.

La portavoz de la CE indicó que el comisario europeo el comisario de Salud y Seguridad Alimentaria, Vytenis Andriukaitis, se reunirá el próximo lunes con los ministros de Agricultura de Valonia y de Flandes para abordar el tema.

Las autoridades belgas han indicado que se ha creado una zona para contener la enfermedad de 63.000 hectáreas en torno a los casos detectados y que se han decretado medidas de prohibición de caza al menos hasta el próximo 15 de octubre.

La enfermedad, que no afecta a humanos, tiene un foco en Rumanía, que ha detectado más de 780 brotes en los últimos meses, y afecta además a otros seis países de la Unión Europea (UE): Estonia, Hungría, Letonia, Lituania, Polonia y Bulgaria.

La situación ha hecho sonar las alarmas en varios países de la región, desde Bulgaria hasta Austria, pasando por Hungría, la República Checa y Eslovaquia, donde, si bien la situación está bajo control, se teme un contagio masivo a través de los jabalíes.

En los ocho primeros meses del año se han detectado 4.800 casos en la UE, 3.800 en jabalíes y 1.000 en pequeñas granjas porcinas.