EFENueva Delhi

Los cibercriminales han empezado a secuestrar datos y exigir pagos en bitcóin a los pequeños comerciantes de la zona vieja de Delhi, empresarios con escasos conocimientos de seguridad informática que se han convertido en víctima propicia para lo que la Policía teme se convierta en "moda".

La polémica por la moneda encriptada llega a todos los rincones del mundo, incluso a los viejos comercios de la parte antigua de la capital india, donde hasta el momento tres negocios han denunciado haber sido víctimas de cibercriminales, el último el pasado viernes.

En estos ciberataques el atacante encripta el contenido de la computadora de la víctima y lo mantiene como "rehén" hasta que se paga un rescate, en este caso una recompensa en la moneda digital bitcóin para recuperar el acceso a los ordenadores infectados.

El comisario adjunto de Policía del departamento de Cibercrimen, Sandip Lamba, aseguró a Efe que "es la primera vez que los pequeños comerciantes en Delhi son el blanco" de ataques tipo de "ransomware".

Explicó que los secuestros de datos a pequeños empresarios son una "tendencia" porque éstos no saben mucho de ciberseguridad, al contrario que las grandes compañías a las que es difícil atacar porque "suelen tener buenas protecciones".

Las víctimas de secuestros de datos en la ciudad son en realidad más numerosas porque "mucha gente no está dispuesta a presentar una denuncia ante la Policía.

Pagan para que sus discos duros sean desencriptados, pero eso no funciona porque abonar el rescate no garantiza que se vaya a recuperar la información, dijo.

Uno de los denunciantes, Mohan Goyal, comerciante de herramientas, explicó a Efe su sorpresa al encontrar una mañana su ordenador bloqueado con un mensaje en el que se le exigía un pago en la moneda virtual bitcoin para liberar sus datos.

"Al principio no entendí lo que pasaba, todavía hoy no sé cómo ocurrió el hackeo porque tengo antivirus", lamentó.

Los atacantes le pedían tres bitcoines, unos 30.000 euros (el mercado de esta criptomoneda es muy volátil), que Goyal redujo a 1.400 euros tras explicar a los cibercriminales que el suyo era un negocio familiar.

Finalmente, el comerciante decidió no pagar la recompensa y acudir a la Policía.

"El disco duro no puede ser desencriptado, pero al menos recuperé casi todos los datos de mi negocio gracias a las copias de seguridad", aseguró resignado Goyal.

Los ataques de ransomware son considerados una amenaza global por numerosos expertos en seguridad, en especial desde que en mayo del año pasado el virus WannaCry afectase a 200.000 sistemas de 150 países, según el estudio "Global IT Security Risks Survey 2017" de Kaspersky Lab y B2B International.

En la India, el Gobierno ha tomado ya acciones para atajar el uso del bitcóin para el lavado de dinero.

En diciembre inspectores del Departamento de Impuestos indio irrumpieron en centros de intercambio de bitcóin en Delhi, Bangalore, Hyderabad, Kochi y Gurgaon en busca de pruebas para identificar a los inversores y comerciantes, las transacciones realizadas y las cuentas bancarias utilizadas.

El bitcoin se revalorizó de forma espectacular en 2017, en torno al 1.500 %, una pujanza que ha despertado temores a que se desencadene un uso delictivo de estas monedas.

El Gobierno surcoreano reveló hoy que trabaja en un proyecto de ley para prohibir las transacciones con criptomonedas, lo que ha provocado un desplome de más de un 10 % del valor del bitcoin en varias plataformas de intercambio.

Por David Asta