EFEMadrid

Los reyes han contactado con los directores de varios hospitales situados en distintos puntos de España para interesarse por el estado de los pacientes ingresados y expresar su reconocimiento a los sanitarios por su esfuerzo para hacer frente a la emergencia del coronavirus.

Don Felipe y doña Letizia han telefoneado a los responsables del Hospital Universitario de Araba de Vitoria, del Hospital General de Segovia y del de Santa Bárbara de Soria, han informado fuentes de la Casa Real.

Además de informarse de la situación en que se encuentran a la hora de atender a los pacientes contagiados por la COVID-19, han trasladado "el agradecimiento por el esfuerzo que están realizando todos los profesionales sanitarios a los que reiteran mensajes de reconocimiento y de ánimo".

Los responsables médicos han relatado las dificultades que están teniendo que hacer frente al elevado número de personas que llegan a sus centros.

En el caso del hospital de Vitoria, los reyes han contactado con su director gerente, Jesús Larrañaga, quien se encuentra confinado en su casa al estar contagiado, aunque se mantiene al frente de la gestión del complejo.

Larrañaga le ha informado de que casi 300 de los 5.200 profesionales que trabajan en el hospital están contagiados, lo que supone el 5 por ciento de la plantilla.

Este hospital comprende dos centros, el de Txagorritxu y el de Santiago, y 42 unidades de atención sanitaria primaria para una población total de 340.000 personas.

En el Hospital General de Segovia, su director, Jorge Elizaga, ha contado a los reyes que las 300 camas de las que dispone el centro están ocupadas.

Para aliviar esta situación, el Ejército ha tenido que montar un hospital de campaña para 100 camas suplementarias en el aparcamiento de trabajadores.

El tercer hospital con el que han contactado don Felipe y doña Letizia ha sido con el de Santa Bárbara de Soria.

Su director, Enrique Delgado, les ha explicado que las plazas de UCI se han tenido que aumentar -de diez a 21- y que los servicios de atención primaria se encargan del seguimiento de los pacientes que están aislados en sus domicilios, donde son los enfermeros los que recogen las muestras.

Los reyes ya conversaron el pasado lunes con dos gerentes de hospitales de Madrid y uno de La Rioja para transmitir su agradecimiento "inmenso" a todos los sanitarios de España por su "heroica" lucha para frenar el coronavirus y reiterarles su ánimo.

Felipe VI también visitó el pasado jueves el hospital de emergencia instalado en el recinto ferial de Ifema de Madrid.

Allí reiteró "el esfuerzo titánico que se está haciendo en muchos lugares de España para curar y ayudar de muchas maneras muy diferentes" a miles de ciudadanos que lo necesitan en un momento crítico como el que atraviesa el país. EFE

cpg/ps