EFEAtenas

Unos 2.000 estudiantes griegos se manifestaron este jueves contra las reformas educativas y el cierre de la Universidad Económica de Atenas, tras una intervención policial

Aunque la marcha fue pacífica y no se practicaron detenciones, se vivieron momentos de tensión cuando tres fotoperiodistas fueron atacados por una decena de encapuchados cerca del Parlamento, lo que condenó el resto de manifestantes.

Los participantes, que cerraron al tráfico varias de las vías principales del centro de Atenas, pidieron "sacar a la Policía de las facultades" y que se retiren los cargos contra los dos estudiantes arrestados el pasado lunes durante unos enfrentamientos con la Policía en la Universidad Económica de Atenas.

El lunes el rector de ese centro docente decidió cerrarlo durante toda la semana tras una operación policial este fin de semana en busca de drogas, durante la cual no se hallaron narcóticos, pero sí palos, máscaras, guantes y libros de corte anarquista.

Los universitarios consideraron "injustificado" el cierre y, finalmente, un centenar de ellos consiguió penetrar en el recinto, donde permanecieron hasta el mediodía, siempre rodeados por efectivos policiales, que al mismo tiempo se enfrentaban con otros estudiantes que llegaban al lugar.

La entrada de los agentes a la universidad fue posible debido a la eliminación del llamado "asilo universitario", instaurado por ley años después de la revuelta de 1973 que se saldó con decenas de muertos y la entrada de los tanques en la Politécnica y que se convirtió en símbolo de la caída de la dictadura de los coroneles en Grecia.

Los enfrentamientos del lunes fueron el primer choque entre Policía y estudiantes en un centro universitario desde la eliminación del asilo por parte del primer ministro griego, Kyriakos Mitsotakis, unas semanas después de asumir el puesto en julio pasado.

Su argumento para eliminar la prohibición de la intervención policial en los campus sin el permiso explícito de las autoridades universitarias fue que, gracias a ese veto, los campus se habían convertido en "nidos de ilegalidad".

Este domingo se celebrará la tradicional marcha en conmemoración al cuadragésimo sexto aniversario de la revuelta de la Politécnica, aunque con un ambiente diferente tanto por la eliminación del asilo como por la persecución del movimiento anarquista por parte del nuevo Gobierno.

Como viene siendo habitual, se reforzarán las medidas de seguridad durante el domingo con la presencia de unos 5.000 policías en las calles.