PracticoDeporteMadrid

El esgrimista española Carlos Llavador, a la espera de que se defina el calendario en su deporte, está ya centrado en el próximo objetivo que es asegurar en la Copa del Mundo la plaza en su especialidad de florete para competir en los Juegos Olímpicos de Tokio 2021.

"Estamos haciendo una progresión lenta y segura para evitar lesiones y esperar a que todo se aclare un poco y poder planificar con un calendario fijo y no sobre suposiciones como tenemos que hacer ahora pues debemos esperar aún que la FIE se pronuncie", dijo Llavador en una entrevista al Comité Olímpico Español (COE).Preguntado sobre cómo lleva la cuarentena, el madrileño señala: "La verdad que el confinamiento llegó en un momento bastante peculiar, el día antes de la última Copa del Mundo de la clasificación olímpica. Sin embargo, hemos sabido adaptar muy bien los entrenamientos y dedicarnos a trabajar la mente y a nivel físico cualidades que durante el año muchas veces quedan en un segundo plano".En este momento está clasificado por ránking para la cita nipona y explica cómo ha sido el camino hasta ahora. "Las temporadas deportivas suelen ser muy duras, donde existen muchos altibajos y poco tiempo de respuestas. Uno tiene que intentar superar rápido los errores y los malos momentos y preparar todas las competiciones dando el máximo. Esta temporada está siendo una temporada dura, pero he conseguido encadenar buenos resultados en algunas competiciones que me han llevado a llegar donde estoy". En cuanto a las ayudas para poder dedicarse plenamente a la esgrima responde: "Tuve la suerte de formar parte del programa Pódium de Telefónica y el COE, y gracias a ellos dedicarme a mi deporte, empezar a competir a alto nivel y conseguir resultados que me permitieron luego entrar en el Programa ADO, este programa me permite dedicarme al 100% a la esgrima y poder exprimirme para conseguir resultados que sin su ayuda sería imposible".  

"Si voy a Tokio es a por el oro"

Después del bronce europeo en 2015 y el bronce mundial en 2018, en esa progresión espera subir al podio en Tokio...

"Creo que aún es pronto para pensar en los Juegos Olímpicos pues queda la última Copa del Mundo de clasificación y tengo que centrarme en llegar al máximo nivel. Ojalá esa regla de los 3 años se cumpliera y pudiese darme esa alegría.

"Tengo claro que si Carlos Llavador consigue finalmente clasificarse para los juegos será para luchar por la medalla de oro, no entiendo la competición de otro modo", afirma.

Por lo que respecta a su preparación en Italia, donde comparte entrenamientos con el campeón olímpico en Rio, Daniele Garozzo, destaca: "Tengo la suerte de poder estar día a día en un grupo increíble, donde hay un espíritu de lucha y sacrificio constante"."Garozzo es una persona super exigente y competitiva y cada día nos enfrentamos en asaltos muy duros y gracias a ello he conseguido crecer mucho. Además, tanto Fabio Galli como Daniele (Garozzo) son personas muy abiertas y bondadosas y me han aceptado en el grupo desde el primer minuto. Obviamente Garozzo  ha sido mi referente estos años y lo seguirá siendo pues representa la palabra campeón a la perfección. 

practicodeporte@efe.com