Practico DeporteRedacción

El Campeonato de España de Esquí de Montaña regresa por todo lo alto esta semana, después de que en la edición de 2020 tan solo se pudiera disputar la prueba de relevos en el momento de su suspensión por la pandemia de la COVID19.

La estación de esquí de Boí Taüll, en el Pirineo español (Lleida) acogerá una edición muy esperada de este Campeonato de España, tras un año de parón obligado por la pandemia en el que los referentes de esta disciplina en España no han podido medir sus rendimientos. Entre el próximo miércoles 14 de enero y el domingo 17, el Valle de Boí será testigo de cómo los principales esquiadores de montaña se ponen a prueba mutuamente.

Oriol Cardona, Nahia Quincoces, Marc Pinsach, Ana Alonso, Antonio Alcalde o María Ordóñez son algunos de los nombres que estarán en las montañas de Lleida para disputar esta competición. La prueba de relevos, el sprint, la prueba individual y la cronoescalada son las diferentes disciplinas que conformarán estos Campeonatos de España.

El enclave de Boí Taül proporciona las condiciones idóneas para los cuatro días que durará el torneo, gracias a su altura de 2.750 metros, el nivel de nieve que asegura por estas fechas y la orografía privilegiada de su entorno, que permite contar con recorridos técnicos, alpinos y atractivos que comiencen y concluyan en la propia estación de esquí, según informa la Federación Española de Deportes de Montaña (FEDME).

Trazados para todos los estilos

El miércoles dará el pistoletazo de salida la prueba de relevos, que se disputará junto con el sprint en la base de la estación de esquí de Boí Taül. El trazado de esta primera carrera contará con sus habituales dos subidas y dos bajadas, mientras que la prueba de velocidad, que tendrá lugar el jueves 15, será un circuito más pequeño y rápido, con una única bajada.

La prueba marcada en rojo será la individual, que se reserva para el sábado 16. Los séniors masculinos harán frente a un desnivel de 1.650 metros positivos con cinco subidas, cinco bajadas y un tramo de crampones. Las sénior femeninas y los júniors masculinos completarán un circuito con las mismas características, pero un desnivel menor de 1.440 metros positivos. Por último, júnior femeninas y cadetes tendrán que superar un desnivel positivo de 980 metros con tres subidas, tres bajadas y un tramo con crampones.

El domingo 17 clausurará estos Campeonatos de España de Esquí de Montaña la cronoescalada, en un trazado conocido por los participantes más veteranos que parte de la base de la estación para coronar el Pico de Raspes Roies o Puig Falcó, en la cota más alta de la estación con 2.750 metros. La organización, formada por la FEDME junto a Oxigen Services y el Centro Excursionista de l'Alta Ribagorça, confirmó que se reserva el derecho a modificar los diferentes recorridos en función de las condiciones metereológicas.

Toda la competición se podrá seguir en directo a través de esta web, debido a la imposibilidad de contar con público de forma física.

practicodeporte@efe.com