PracticoDeporteMadrid

Dos equipos , uno femenino y otro masculino, del Club de Rugby El Salvador, participarán en el International Mixed Ability Tournament (Imart), en Cork (Irlanda), el próximo mes de junio, una competición de rugby inclusivo en el que participarán un total de 28 equipos, de 12 países.

Este torneo, que tendrá lugar entre el 7 y el 12 de junio, une junto a su relevancia deportiva y competitiva, incluye el reconocimiento "spirit ability" para aquel que más fomente los valores del deporte y de la inclusión.

Además, proporciona un aspecto académico-pedagógico, con talleres formativos y conferencias, gracias al apoyo de varias universidades de Irlanda; además del social, que contará con un espacio de participación para todos los ciudadanos, con un "punto de encuentro" en el centro de Cork en el que habrá conciertos y talleres.

Derribar barreras

"Se trata de extrapolar la competición, a través de un espacio común que permita derribar barreras, renovar conciencias y fomentar un modelo inclusivo para cambiar el mundo, en este caso de la mano del deporte", explicó en la presentación el representante de la IMART, David Izquierdo.

También expuso que la práctica del deporte, y en este caso, del rugby, supone "una herramienta perfecta para las personas con diversidad funcional, de cara a potenciar la toma de decisiones en función de los apoyos que van recibiendo, y su nivel emocional y cognitivo, a lo que se añade la mejora de su calidad de vida".

    El Club de Rugby El Salvador da un paso más, con esta participación en el Mundial de Rugby Inclusivo, en un proyecto que comenzó hace cinco temporadas, gracias a la colaboración con Plena Inclusión Castilla y León y la Fundación Personas de Zamora y Segovia, y a la dedicación de los dinamizadores del equipo, procedentes de diferentes secciones de la entidad.

Por su parte, Santiago Toca se mostró orgulloso ante este "hito" para el club porque, según recordó, "fue un proyecto que comenzó como experimento, y que se ha convertido en una realidad, gracias al esfuerzo de muchas personas, y a la entrega de unos chicos y chicas que han evolucionado de manera espectacular".

"Su ilusión, sus ganas, su dedicación y su alegría a la hora de aprender, nos ha permitido aumentar la relevancia de nuestro lema, In contraria ducet -Ante la adversidad, lucha-, porque en cada entrenamiento se puede ver la gran evolución que ha tenido el equipo de rugby inclusivo, los ChamiOsos", añadió.

Los objetivos de esta iniciativa han cumplido con creces las expectativas, ya que los chicos y chicas que participan en la misma, cuyo número ha crecido a lo largo del tiempo, "han encontrado una herramienta social perfecta, con la disputa de partidos, de terceros tiempos y de asimilación de las rutinas de los entrenamientos". 

practicodeporte@efe.com