PracticoDeporteRedacción

La primera noticia llegó el fin de semana con el abandono por positivo del británico Simon Yates (Mitchelton) y este martes se ha provocado el terremoto definitivo después del primer día de descanso, donde se han conocido los positivos por coronavirus del holandés Steven Kruijswijk (Jumbo Visma) y del australiano Michael Matthews (Sunweb).

Se retiran Mitchelton y Jumbo Visma

Ambos han dejado la carrera, pero la peor noticia es que ha habido un brote descontrolado en el Mitchelton, con cuatro miembros de su staff también contagiados. El equipo australiano, por responsabilidad, ha decidido abandonar la carrera, pero las dudas siguen aumentando con el paso de los días y la presencia del covid dentro de la ronda italiana.

Lo mismo ha hecho el equipo Jumbo Visma, que no ha tomado la salida en la etapa de este martes por decisión propia.

Por todo esto, la organización de la carrera ha informado de que la misma sigue adelante sin la presencia del Mitchelton y de los corredores que han dado positivo, además de informar que también hay otros dos casos en los staffs de los equipos AG2R e Ineos. 

Asimismo, el director de la carrera, Mauro Vegni, ha dejado claro que la intención del Giro es llegar hasta Milán después de sus tres semanas de competición y que por eso ha informado de que "todos los equipos que han tenido algún positivo será controlado también este miércoles por la mañana".

En declaraciones a la RAI, la televisión oficial de la carrera, también ha comunicado que en la próxima jornada de descanso se harán controles a todos los equipos y corredores. "Ya habíamos hecho otras 1.500 pruebas desde Palermo hasta el día de hoy".

"El objetivo es llegar a Milán"

"Por supuesto que nos preocupa que en los equipos con positivo pueda haber otros casos, por eso haremos más pruebas en el equipo que tuvo un problema, independientemente del protocolo de la UCI. Hacer más que esto es imposible", ha contado Vegni.

Por lo que respecta a todo lo que ha acontecido estos días en la carrera transalpina, el director del Giro lo tiene claro. "Estamos tratando de concienciar a todas las personas involucradas en la carrera para que no reciban amigos o personas externas en la noche en el hotel" porque "el objetivo es llegar a Milán a toda costa".

El Giro sigue adelante este martes con una jornada de media montaña que llevará al pelotón desde Lanciano hasta Tortoreto.

Practicodeporte@efe.com