Laura Calvo | PracticoDeporteMadrid

El verano llegó este lunes a su fin y con él muchos de los compromisos internacionales a los que se han enfrentado los deportistas españoles a lo largo de todo el periodo estival, siendo el baloncesto, el waterpolo, el hockey o el piragüismo, algunas de las modalidades en las que mayores éxitos se han conquistado.

Todo arrancó con el papel de la selección femenina de fútbol en el Mundial de Francia. Las pupilas de Jorge Vilda completaron una gran participación, logrando clasificarse por primera vez en la historia para los octavos de final de dicha competición.

Sin embargo, el sorteo decidió que el rival de las nacionales en la primera eliminatoria fuera Estados Unidos, a la postre campeonas. Y pese a que las tutearon durante gran parte del encuentro, una dudosa decisión arbitral provocó que España tuviera que decir adiós a un torneo en el que mereció mucho más.

Mientras tanto, la selección masculina sub-21 se proclamaba campeona de Europa por quinta vez tras imponerse en la final por 2-1 a Alemania, a la vez que lograban el billete para estar presentes en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020.

Éxito de los deportes colectivos

Con la reciente consecución del Mundial por parte de los chicos de Sergio Scariolo se cerraba un verano muy completo para las selecciones españolas de baloncesto, donde no solo las categorías absolutas han dejado huella, sino también las inferiores y las de 3x3, donde las mujeres se colgaron la plata en el Europeo.

El equipo femenino revalidó su corona continental allá por el mes de julio al imponerse a Francia en la final del Eurobasket celebrado en Serbia y Letonia. Las de Lucas Mondelo volvieron a demostrar la gran calidad de este equipo, que verano que compite, verano que se sube al podio.

Asimismo, los combinados de waterpolo y hockey también han sido protagonistas durante estos meses. Tanto en categoría masculina como en femenina, las selecciones nacionales han superado con éxito sus compromisos internacionales de este verano.

Las pupilas de Miki Oca y los chicos de David Martín se colgaron una meritoria plata en los Mundiales de natación celebrados en Gwangju, mientras que en el Campeonato de Europa de hockey los chicos quedaron subcampeones y las chicas se subieron al tercer escalón del podio. Un éxito que venía precedido por el título continental conquistado por la selección júnior femenina.

Además, el béisbol y sófbol, dos deportes que en España no tienen demasiada tradición, también se han subido al podio europeo. En el primero de estos, el combinado nacional masculino logró la medalla de bronce y la clasificación para el preolímpico. Y en el segundo, las chicas del Atlético San Sebastian conquistaron la Copa de Europa y las del Rivas el bronce en la Recopa.

Nombres propios del verano

Como suele ser habitual, Rafa Nadal y Ona Carbonell -que este fin de semana anunció su retirada temporal- volvieron a cumplir y continuaron ampliando su leyenda, convirtiéndose así en dos de los nombres propios del deporte español a lo largo de este periodo estival, aunque no fueron los únicos, pues María Vicente o Alba Vázquez, entre otros, también se encuentran en esa lista.

La deportista de Barcelona cuajó un excelente Mundial y se convirtió en la nadadora con más medallas mundiales (23) en su palmarés particular, gracias a las platas conquistadas en solo técnico y solo libre, así como la de bronce lograda por el equipo español en la rutina highlight.

Por su parte, el tenista de Manacor se llevó la victoria en el Abierto de Estados Unidos, tras ganar a Daniil Medvedev en cinco set, en una final que duró casi cinco horas. De esta forma, Nadal consiguió su décimo noveno Grand Slam y ya se sitúa a tan solo uno de Roger Federer (20).

Con una marca de 13.22, Orlando Ortega consiguió su segundo triunfo en la Diamond League y sumó el cuarto diamante de la historia de España. Además, durante el verano, también han brillado otros atletas como la ya mencionada María Vicente que se proclamó campeona de Europa sub-20 en heptatlón. Una actuación que además le sirvió para batir el récord de España absoluto con 6.115 puntos.

En ese mismo campeonato continental de categorías inferiores, donde el combinado nacional logró ocho medallas, tres oros, una plata y cuatro bronces, también fueron protagonistas Aarón Las Heras y Bryan Sotero. Ambos se subieron al primer escalón del podio después de ganar las pruebas de 5.000 metros y lanzamiento de disco, respectivamente.

Asimismo, la nadadora Alba Vázquez se despidió de la categoría júnior por la puerta grande tras conquistar el oro en los 400 estilos, con récord del mundo incluido, y la plata en los 200 estilos del Campeonato del Mundo celebrados en Budapest.

Lluvia de medallas

Durante el verano, también se han llevado a cabo competiciones como Los Juegos Europeos de Minsk, los World Roller Games, los Europeos de patinaje artístico y velocidad, los Juegos Mediterráneos de Playa o el Festival Olímpico de la Juventud Europea. En todos ellos, la delegación española ha regresado con un gran botín.

Trece fueron las preseas conquistadas en Minsk, un número similar a las que se lograron en los Europeos de patinaje artístico, de donde el equipo nacional volvió con catorce medallas. Sin embargo, también en patinaje, pero esta vez en los World Roller Games, España dejó en Barcelona un total de 33 medallas, una cifra que ascendió considerablemente en el Europeo de velocidad con 54 metales.

Por su parte, las jóvenes promesas del deporte español conquistaron 21 preseas en Bakú con siete oros, cuatro platas y diez bronces. Asimismo, los deportistas nacionales en los Juegos Mediterráneos de Playa cuajaron una actuación impecable, donde se logró subir al podio en todas las modalidades en las que participaron.

Otros éxitos españoles

Pero todavía hay mucho más. El piragüismo, la vela, el voley playa o el triatlón son otros de los deportes que han triunfado este verano. Lili y Elsa se colgaron el bronce en el Europeo de Moscú y acaban de obtener una valiosa clasificación para los Juegos de Tokio; Mario Mola y Gómez Noya fueron plata y bronce, respectivamente en el Mundial de Triatlón, con Fernando Alarza cuarto; y Fátima Gálvez se colgó el bronce mundial en tiro olímpico y el oro europeo por equipos mixtos en foso, junto a Alberto Fernández.

Además, el piragüismo español se despidió del Mundial de esprint en la localidad húngara de Szeged con siete medallas y cuatro plazas para Tokio 2020, donde Teresa Portela participará en sus sextos Juegos Olímpicos.

También cabe destacar la participación de la vela nacional, con Jordi Xammar y Nicolás Rodríguez plata en el Mundial de 470 en Enoshima (Japón), donde Silvia Mas y Patricia Cantero, acabaron quintas.

practicodeporte@efe.com