PracticoDeporteRedacción

Casi la mitad del territorio de Gran Canaria está considerado Espacio Natural Protegido, enmarcado en la categoría de Reserva de la Biosfera, lo que supone un auténtico paraíso para los amantes de la naturaleza.

Un año más se celebra el Gran Canaria Walking Festival, que invita a amantes del senderismo de todo el mundo a participar en un evento que pretende dar a conocer no sólo los enclaves más naturales y emblemáticos de la isla, sino también su cultura, sus alojamientos llenos de historia y los sabores de la gastronomía local.

La edición de este 2020 se desarrollará del 22 al 25 de octubre y, dada la actual situación generada por el coronavirus, la organización ha adoptado todas las medidas y protocolos de seguridad necesarios para garantizar la seguridad de los participantes, con el fin de ofrecer la mejor experiencia posible.

La asociación Gran Canaria Natural & Active, responsable de la organización del evento, propone la posibilidad de realizar hasta cuatro rutas diferentes.

· Ruta 1: 22 de octubre: Bajo el embrujo de Tamadaba.

En esta ruta se desciende desde las casas-cueva de Fagajesto para adentrarse entre los impresionantes riscos de Agaete, bajo la mirada del Macizo de Tamadaba, dónde se siente la energía de una de las zonas más antiguas de la isla.

La ruta parte desde el centro cultural del pueblo de Fagajesto, perteneciente al municipio de Gáldar, un topónimo aborigen que da nombre al caserío situado entre la Montaña Gorda y Lomo el Palo.

· Ruta 2: 23 de octubre. Por la senda del joven volcán.

En esta ruta se camina entre pinares y se llega a uno de los volcanes más jóvenes de Gran Canaria. El recorrido se inicia desde el Monte Pavón, en los altos del municipio de Santa María de Guía, desde donde se realiza un ascenso de unos 600 metros por la carretera general, hasta llegar al camino en el Lomo del Palo.

· Ruta 3: 24 de octubre. En busca del olivar.

En esta ruta se contemplan las impresionantes vistas del sur de la isla. El recorrido comienza en el observatorio astronómico de Temisas, desde dónde se observan las vistas hacia Agüimes, Vecindario, La Fortaleza -considerado uno de los yacimientos arqueológicos más relevantes de la isla- y el Macizo de Amurga, de gran valor arqueológico y paisajístico. Posteriormente se visitará el pueblo de Temisas y la cuenca de la Caldera de Tirajan.

· Ruta 4: 25 de octubre. Al amparo del Nublo.

Se contemplan los paisajes de la cumbre de Gran Canaria alcanzando las faldas del Roque Nublo, un lugar de apariencia lunar. Después, desde La Goleta, se inicia el ascenso para llegar hasta la plataforma del emblemático Roque Nublo, una de las mayores peñas del mundo a más de 1.800 metros de altura. El descenso se hará por un descenso hasta el fondo de la caldera y después habrá otro ascenso   hasta la Cruz de Timagada para finalizar bajando al Barranco de Tejeda.

practicodeporte@efe.com