PracticoDeporteMadrid

Después de dos espectaculares victorias ante Serbia y Croacia en los cuartos de final y las semifinales, España no ha podido completar la machada de conseguir su tercer título mundialista de waterpolo y ha caído con claridad ante Italia por

Ha sido un encuentro que siempre ha estado cuesta arriba para los de David Martín. Italia ha mandado desde el primer minuto y no ha dejado que España se pusiera nunca por delante. Aguantaron los nuestros hasta el 2-2 pero ahí se rompió la final con un parcial de 3-0 que ya no se pudo remontar.

Sin opción

Hubo alguna opción de acercarse a un tanto, pero se desaprovechó y la selección transalpina aprovechó el tercer período para sentenciar el partido.

Hay algunas estadísticas que hablan por sí solas, como el aprovechamiento de las superioridades. España se quedó lejos de acercarse al 50%, mientras que Italia se plantó en el tercer cuarto acariciando el 100%. Esto fue una verdadera losa que torturó la mente de la selección.

Además, los italianos, que tienen más oficio que nadie, supieron leer el partido a la perfección, empezaron a alargar sus ataques, a alejarse de la portería española y a desesperar a los de David Martín, a los que les salió su peor partido del torneo en el peor momento posible, en la gran final de Gwangju.

De nuevo en el podio

España, que se llevó dos oros seguidos en Perth (Australia) 1998 y Fukuoka (Japón) 2001, vuelve al podio de un Mundial, algo que no hacía desde Roma 2009, pero habrá que seguir esperando para que esta generación suba a lo más alto del podio.

Por tanto, el waterpolo español sale con un gran sobresaliente global en estos Mundiales, con la plata de las chicas, que cayeron ante Estados Unidos y con esta plata de los chicos, que no han tenido opción frente a una gran Italia.

Practicodeporte@efe.com