El coruñés Iván Raña fue segundo este sábado en la 27 edición del Ironman Lanzarote, prueba puntuable para el Mundial de triatlón de larga distancia que reunió en Puerto del Carmen (Tías) a 1.550 especialistas de 51 países.

Las victorias respectivas fueron para el italiano Alessandro Degasperi y la británica Lucy Gossage, mientras que el cartagenero Pedro José Andújar terminó sexto y la primera española fue la lucense Saleta Castro Nogueira, quinta en la meta.

Alessandro Degasperi completó los 3,8 kilómetros de natación en el mar, 180,2 kilómetros de ciclismo y el maratón con una marca de 8 horas, 52 minutos y 16 segundos, que se quedó muy lejos del récord del campeón alemán Timo Bracht (8.30.35), establecido en el año 2011.

El triatleta transalpino era el favorito a la victoria al figurar en su currículo un triunfo en el Ironman Lanzarote, en 2015, y por haberse quedado a las puertas con la plata el año pasado, cuando ganó el belga Bart Aernouts.

Dominio de Degasperi

Degasperi ya avisó de sus intenciones desde el segmento de la natación, en el que, pese a no ser un consumado especialista, completó la travesía marina en aguas de Puerto del Carmen en una meritoria quinta plaza, a trece segundos la joven promesa del triatlón español de larga distancia, Peru Alfaro.

El campeón italiano rompió la carrera cuando se afrontaron los exigentes kilómetros de ciclismo, con un desnivel acumulado de 2.551 metros en los que solo le opuso una relativa resistencia el olímpico gallego Iván Raña.

El español dispuso del maratón para protagonizar la sorpresa, pero, además de no recortar los poco más de cuatro minutos de desventaja que tenía con Degasperi (4.13), observó cómo su contrincante aumentó su renta a más de seis minutos al parar el crono en 8:58:37.

Las posiciones de podio se completaron con el francés Cyril Viennot, el primero que superó las nueve horas de competición (9:01:36).

También fueron protagonistas destacados del certamen canario el danés Jens Petersen-Bach, el croata Andrej Vistica, los españoles Pedro José Andújar y Miquel Blanchart, el holandés Erik-Simon Strijk, el checo Samuel Huerzeler y el belga Diego Van Looy.

Gossage, campeona femenina

En la competición femenina, Lucy Gossage, ganadora de la prueba de Lanzarote de 2014 y medalla de bronce del pasado año, confirmó la condición de gran favorita al triunfo con un buen rendimiento en los segmentos de ciclismo y carrera a pie que engrandecieron su trayectoria en el Ironmann con un tiempo de 9 horas, 49 minutos y 270 segundos.

Al igual que Degasperi, Gossage terminó la natación en quinta posición, pero completó la prueba de bici en primera posición tras seis horas y media de máxima dureza, un segmento en el que logró aventajar a la danesa Michelle Vesterby en poco más de cuatro minutos (4.11).

Vesterby aún disponía la carrera a pie para hacer historia en Lanzarote, pero el poderío de la británica aumentó la desventaja a casi ocho minutos y, además, se vio superada en el cajón por la también británica Simone Mitchell, con una marca de 9:54:29 que le valió la plata.

Las posiciones de cabeza también acogieron a la británica Nikki Bastlett, quien necesitó algo más de diez horas para cruzar la meta de la localidad turística de Puerto del Carmen, donde superó a la española Saleta Castro Nogueira, quien con un tiempo de 10:04:26 repitió el quinto puesto firmado en 2017.

Otras triatletas relevantes fueron la italiana Marta Bernardi y las alemanas Jenny Schulz y Katja Konschak.

La competición lanzaroteña puso en juego 40 plazas para disputar el triatlón de Kona (Hawai, EEUU), el Mundial de esta dura y exigente especialidad.

practicodeporte@efe.es