El atleta paralímpico Javi Conde vuelve a afrontar un reto mayúsculo con tintes solidarios. En esta ocasión su intención es correr el domingo 6 de mayo un maratón, junto a su amigo Jon Salvador, en la ermita de San Juan de Gaztelugatxe.

El atleta paralímpico Javi Conde, ganador de siete medallas de oro y dos de plata en cinco Juegos, vuelve a afrontar un reto mayúsculo con tintes solidarios. En esta ocasión su intención es correr el domingo 6 de mayo un maratón, junto a su amigo Jon Salvador, en la ermita de San Juan de Gaztelugatxe.

"Este sitio, para la gente de nuestra tierra, siempre ha sido espectacular. Ahora con Juego de Tronos se ha puesto de moda y es brutal la cantidad de gente que viene", confiesa a EFE Javi Conde, que agradece al Ayuntamiento de Bermeo la ayuda que les ha dado con el permiso para "correr pero también cuidar el entorno".

La preparación se está desarrollando en el garaje del domicilio de Javi Conde y también haciendo tiradas muy largas de carrera. "De todos los retos que he hecho este es en el que mejor voy. He bajado de peso, estoy muy fino y noto que entreno bien. He modificado la táctica de correr para adaptarme a este recorrido", declara.

Junto a Javi Conde está su inseparable amigo Jon Salvador, con el que ha compartido retos y que también ha destacado en el Maratón del Sahara.

Para completar el recorrido tendrán que dar 829 vueltas a la ermita y de los 42,195 kilómetros del maratón, unos treinta serán por pavés de piedra y canto rodado, lo que dificulta el reto.

"Después del primer entrenamiento largo por la zona, de 17 kilómetros, tuvimos que bajar al día siguiente a la calle con faja porque el dolor lumbar era muy grande", dice Javi Conde, que ya ha realizado tres entrenamientos en la ermita.

La logística incluye a veintidós voluntarios. "Detrás de esto hay mucho trabajo y según se acerca el día ir allí nos infunde mucho respeto", señala Javi Conde.

La prueba empezará a las 12 de la mañana y la idea que tienen los atletas es acabar en unas cinco o cinco horas y media.

Retos solidarios

El año pasado Javi Conde se convirtió en el primer deportista del mundo en correr y terminar un maratón en las 29 ciudades sedes de Juegos Olímpicos y Paralímpicos.

Además, ha realizado otros retos atípicos como correr un maratón en el Puente de Vizcaya, en la gabarra que usó la plantilla del Athletic campeón de Liga de principios de los ochenta, dentro del sifón de la Universidad de Deusto, a 32,5 metros de profundidad por debajo de la ría de Bilbao y la cueva de Pozalagua.

En esta ocasión el fin solidario les lleva a repartir 11.000 euros. "Una buena parte va al deporte adaptado del País Vasco, algo más de la mitad para varias asociaciones sin ánimo de lucro. Ese dinero ha salido de los patrocinadores", concluye.

practicodeporte@efe.es