PracticoDeporteRedacción

Hasta 20.500 valientes se han dado cita este domingo en la XX Carrera de las Empresas de Madrid que ha contado con dos padrinos ilustres como los sorianos Abel Antón, campeón del mundo de maraton y Fermín Cacho, campeón olímpico de 1.500 metros en Barcelona 92.

La mañana tuvo dos carreras que arrancaron de forma simultánea, una de ellas de 6.5 kilómetros y otra de 10 kilómetros. En total, según la organización, se dieron cita 6.647 equipos de 1.238 empresas.

Además, la recaudación va destinada a la Fundación INTHEOS, cuya misión es acercar la investigación médica a los pacientes oncológicos.

Martín Fiz y la tecnología

También Martín Fiz ha sido protagonista esta semana al respecto de esta Carrera de las Empresas, pero la de Barcelona, ya que en la misma dijo que "se debe poner un límite" porque al final se correrá "dando brincos", en relación a las innovaciones en las zapatillas.

"Las zapatillas, como los GPS, han ido evolucionando. Ahora las zapatillas van muy deprisa y otros deportistas de otras marcas se están viendo afectados porque la diferencia es abismal. Se debe poner un límite".

El propio atleta vitoriano todavía fue más allá y habló de los límites de la tecnología. "Esto ocurre en carreras de ruta, pero no me extrañaría que en Tokio, con el sistema de carbono, veamos a un atleta rebasar los 2.50 metros y a uno de los de triple salto llegando a la arena en dos saltos".

"Todos los atletas deben competir con las mismas características. Se trata de correr, no de dar brincos y al final se va a ir dando brincos", remarcó Fiz.

Y es que el vitoriano sigue corriendo a gran nivel en la categoría máster. "Estoy a buen nivel y para 2020 quiero intentar varias cosas. Me gustaría participar el 16 de febrero en Barcelona, con un récord de máster 55 de 1 hora, 10 minutos y 24 segundos", destacó.

Practicodeporte@efe.com