PracticoDeporteRedacción

Rafa Nadal ha asegurado que su decisión de no jugar el Open de Estados Unidos en Nueva York, se debe primero a la situación sanitaria actual, a lo que se une el calendario complicado, que haría pasar de pista rápida a tierra en muy poco tiempo, y después a su estado de ánimo, que no estaba para viajar a Nueva York.

El tenista manacorí apuntó que se trata de una decisión que tomó con cautela y tras consultarla bien con su gente debido a la situación sanitaria y reconoció, en alusión a los jugadores que han decidido acudir al torneo, que "todas las decisiones son válidas. No hay nada que sea seguro o correcto".

Por medio de una videoconferencia, el número dos del mundo y vigente campeón del torneo neoyorquino, afirmó que su decisión fue tomada con cautela y debido a la situación sanitaria y a su estado de ánimo. También explicó que y añadió que respeta el trabajo de la ATP y USTA por hacer que el tenis vuelva, y a los jugadores que decidan acudir a Nueva York porque necesiten el dinero de los premios.

"Como todas las decisiones, al final no se toman a la ligera y hay que consultarlas bien con la gente que tengo al lado y que realmente me importa. Creo que en la situación actual todas las decisiones son válidas. No hay nada que sea seguro o correcto", afirmó.

Crisis sanitaria

Afirmó que la situación sanitaria es "el primer inconveniente básico a la hora de tomar mi decisión, la situación parece que no está del todo controlada, por lo cual en este caso, consultado con mi equipo decidimos esto".

En segundo lugar, apuntó a que "el calendario es complicado después de muchos meses sin competir. Pasar de pista dura a tierra, sin apenas tiempo y prepararse se me hace peligroso para mi cuerpo y mi futuro".

A todo ello, aclaró está "un tema de ánimo personal". Y es que afirmó "la situación está como está, y mi ánimo no estaba como para viajar a Nueva York y competir. Si voy a competir es para tener todos los sentidos puestos en la competición y rendir al máximo, y a día de hoy hubiera sido complicado".

Futuro incierto

Rafa Nadal reconoció que ahora no tiene claro cuando volverá a competir, tras la cancelación del Mutua Madrid Open de septiembre aunque reconoció que se está preparando "para jugar la tierra en Europa", pero no aclaró se volverá en el Masters 1.000 de Roma, siguiente torneo tras el de Madrid.

Insistió en que no sabía si jugará Roma o no. "Espero noticias del nuevo calendario adaptado después de la cancelación de Madrid y a partir de ahí tendré que tomar decisiones", incidió.

"Entendí que para mi cuerpo era mucho mejor entrenar en una superficie lenta, menos agresiva para el bienestar general. Aunque eso no me quitaba para haber podido jugar luego en Nueva York", dijo.

Nadal aseguró además que si había hecho varios test y que todo estaba correcto. Sí, me he hecho test varias veces por varias cosas que he tenido que hacer médicas y todo bien, por suerte".

Respecto a la cancelación del torneo madrileño, después de su reubicación en septiembre, reconoció que era "una situación desagradable para la ciudad, y para los organizadores" de los dos eventos previstos este año (Mutua Madrid Open y Finales de la Copa Davis).

"La situación sanitaria dificulta mucho que se puedan hacer eventos de este calibre con jugadores de todas partes del mundo y muchos que hubieran venido desde Nueva York", razonó.

practicodeporte@efe.com