PracticoDeporteMadrid

Raúl Martínez en la categoría de hasta 80 kilos, y Jesús Tortosa, en la de -58 kg, sumaron sendas medallas de plata para la delegación española, en el Grand Prix de Roma de taekwondo,

Martínez perdió en la final ante el ruso Maksim Khramtcov por 16-10, en un combate muy igualado que se decidió en el los últimos segundos, mientras que Tortosa cayó en la final de -58 kilogramos al ceder ante el surcorenao Jang Jung, por 3-2.

Finales muy igualadas

El ilicitano comenzó su participación en la capital romana con triunfo sobre el uzbeco Nikita Rafalovich, por 9-2, luego se impuso al estadounidense Thomas Rahimi, por 20-12, y a Jaysen Ishida, por 13-5. Su pase a la final lo consiguió al imponerse al medalla de oro en los Juegos de Río, el marfileño Cheick Sallah Cissé, por 13-7.

Por su parte, el taekwondista madrileño, que viajó hasta Roma para olvidarse de su rápida eliminación en el pasado Mundial de Manchester, comenzó su participación, el sábado, con victorias sobre el uzbeco Ulugbek Rashitov, por 25-8, y el moldavo Stepan Dimitrov (18-8). En cuartos, se impuso al local Vito Dell’Aquila, por 10-5, y en semifinales al ruso Mijail Artamonov, en un combate muy igualado, por 4-3.  

En cuanto al resto de españoles, Irene Pérez Laguna perdió en su segundo combate en -49 kg, Daniel Barredo (-80 kg) en el primero, al igual que Marta Calvo en -57 kg, Adrián Vicente Yunta, en -58 kg, y Belén Román, en +67 kilogramos.

Tampoco tuvieron suerte en la jornada del viernes, Cecilia Castro en -67 kg y Joel González en -68 kilogramos, al caer también en primera ronda. En este último peso, Javier Pérez Polo, llegaba tras la medalla de plata en el Mundial, se quedó en los cuartos de final, tras perder ante el coreano Dae-Hoon Lee, que acabó siendo segundo, por 9-8.

practicodeporte@efe.com