EFEAlmería

Equinac, la entidad autorizada para atender varamientos de animales marinos en Almería, ha anunciado que emprenderá acciones legales tras la muerte este miércoles de un pez luna después de que un hombre lo haya extraído del mar y se haya sentado sobre él en una playa de Roquetas de Mar (Almería).

El colectivo ha indicado en un comunicado que desde hace tres días se habían recibido avisos en la costa roquetera de la presencia de un supuesto tiburón, aunque se trataba de un pez luna, y en sus redes sociales insistieron en que "se dejará al animal en paz".

Equinac explica que este animal "estaba haciendo lo que hacen los peces luna, se colocan en horizontal y se dejan llevar por el viento usando una de sus aletas pectorales a modo de vela".

"Si está cerca de playa no pasa nada. El mar es su hogar y abarca aguas más y menos lejos de la playa", han apuntado.

Equinac indica que tras recibir un nuevo aviso de la presencia del animal en la costa de Roquetas de Mar, se ha vuelto a pedir que se dejase "tranquilo al pez", pero "un señor ha decidido sacarlo del agua sentarse encima de el y el animal finalmente ha muerto".

Tras tener conocimiento de lo ocurrido, Equinac ha solicitado la presencia de la Guardia Civil, que está investigando lo sucedido.

Además, una integrante del colectivo se ha desplazado hasta el lugar porque, a pesar de no tratarse de una especie sujeta a las actuaciones de Equinac, se han trasladado los restos del pez luna para realizarle la necropsia, gracias al Aquarium Costa de Almería que ha brindado sus instalaciones para ello.

"No terminamos de entender por qué es necesario seguir repitiendo más de lo mismo, en el mar viven animales, que tienen todo el derecho a acercarse a la playa sin ser acosados, hostigados, sin que se produzca una histeria colectiva y mucho menos sin que tengan que morir a manos de gente como este señor", han expresado.

El pez luna (Mola mola) es el pez óseo más pesado del mundo, con ejemplares que alcanzan más de tres metros de longitud.