EFEBarcelona

El Ayuntamiento de Barcelona sancionará con multas de entre 200 y 1.800 euros a los vehículos más contaminantes que vulneren la prohibición de circular por la ciudad los días laborables de 07:00 a 20:00 horas a partir del 1 de abril de 2020.

Aún así, estos vehículos que carezcan de la etiqueta de la Dirección General de Tráfico (DGT) por ser muy contaminantes tendrán el permiso de circular diez días al año y, en el caso de tener un uso profesional, una moratoria hasta 2021.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau; el conseller de Territorio y Sostenibilidad, Damiá Calvet, y el vicepresidente del Área Metropolitana de Barcelona, Antonio Povera, han presentado hoy la propuesta de ordenanza de la Zona de Bajas Emisiones (ZBE) del ámbito de las Rondas, que regulará su aplicación y será la misma en los cinco municipios afectados.

Barcelona es la primera ciudad de España en aplicar esta medida en todo su territorio, que ya funciona en ciudades europeas como Londres, Berlín, Amsterdam o Roma, entre otras.

Los ayuntamientos de L'Hospitalet, Cornellà de Llobregat, Sant Adrià del Besòs y Esplugues de Llobregat también impondrán estas sanciones en aplicación de la Zona de Bajas Emisiones de las Rondas de Barcelona, que entrará en vigor el próximo 1 de enero y que prohibirá a vehículos de gasolina anteriores al 2000 y a los diésel anteriores al 2005 circular en este ámbito.

La alcaldesa Ada Colau ha subrayado que reducir la presencia del coche para mejorar la calidad del aire y la calidad de vida es un gran cambio de paradigma que impulsan todas las administraciones y que la ZBE "no es una medida contra nadie sino a favor de toda la población y en especial e las generaciones futuras".

Colau ha destacado que la ZBE de las Rondas de Barcelona es el equivalente en extensión a 20 veces Madrid Central, la regulación establecida en el mandato pasado el gobierno de la alcaldesa Manuela Carmena en la capital del España, y ha estimado que desde el primer día de aplicación 50.000 de los vehículos más contaminantes que ahora circulan diariamente por Barcelona dejarán de hacerlo.

La alcaldesa ha lanzado también un mensaje de tranquilidad a la ciudadanía y ha subrayado que "están previstas todas las situaciones" y que por eso en los tres primeros meses se notificarán las infracciones pero no se impondrán sanciones y todos podrán utilizar su vehículo 10 días laborables al año.

Sobre el sistema para no ser sancionado si se circula con un vehículo muy contaminante en el horario prohibido, el alcalde de Sant Joan Despí y vicepresidente de la AMB, Antonio Poveda, ha explicado que la entidad metropolitana ha creado una plataforma que gestionara las excepciones previstas en caso de vehículos dedicados al transporte de personas con movilidad reducida y los vehículos de servicios esenciales y las autorizaciones para todos los vehículos afectados, incluidos los extranjeros.

Poveda ha estimado que la puesta en vigor de la ZBE de las Rondas de Barcelona el 1 de enero de 2020 conllevará una reducción de la emisión de contaminantes de un 15% y de 140.000 desplazamientos diarios que confía que pasen a hacerse en transporte público.

Sobre la consecuente necesidad de reforzar el transporte público, tanto Poveda como el conseller Damià Calvet han coincidido en que las necesidades están estudiadas y se podrá hacer mayormente mediante autobuses.

El conseller de Territori ha subrayado que "la Generalitat acompañará a los cinco ayuntamientos y a la AMB en este proceso de implantación de la ZBE" para facilitar que sea "efectiva".

Calvet reconocido que "no será fácil para los ciudadanos cambiar hábitos cotidianos a veces interiorizados que nos han llevado situación actual" y para ello ha asegurado que los próximos presupuestos de la Generalitat se priorizarán las inversiones en movilidad sostenible y en mejorar la oferta de transporte público.