EFEMadrid

Cataluña, Cantabria y la Comunidad Valenciana han acordado este jueves su confinamiento perimetral, con lo que son ya doce las comunidades que han limitado la movilidad a sus territorios, además de Melilla, mientras que Madrid cerrará el puente de Todos los Santos al optar por un plan de cierre por días.

Son ya unos 33 millones de españoles los que no pueden salir de sus territorios, salvo casos justificados, puesto que Cataluña, Cantabria y la Comunidad Valenciana se suman a Andalucía, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Murcia, Aragón, el País Vasco, Navarra, La Rioja y Asturias, donde tampoco es posible entrar.

Esta tarde, en rueda de prensa, el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón, ha pedido "templanza" frente a la presión de implantar medidas contra el covid como reacción a las que se implementan en otros países y ha dicho que no es el momento de un confinamiento domiciliario.

"La solución no es aplicar cada vez más medidas, sino que se apliquen de verdad, que sean reales", ha declarado el director del CCAES quien ha añadido que el efecto de prohibir la movilidad nocturna, por ejemplo, no se conocerá hasta dentro de cuatro o cinco días.

Lo que sí parece claro es que las comunidades autónomas se van decantando por cerrar sus fronteras de cara a los puentes festivos.

La Comunidad Valenciana ha sido la última en sumarse y decretar el confinamiento perimetral, que será a partir de las doce del mediodía de este viernes y durante siete días naturales.

En una comparecencia a última hora de esta tarde, el presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, ha reconocido que toma esta decisión porque los datos indican un empeoramiento y "hay que intentar cambiar el chip, y adoptar una nueva mentalidad".

Puig ha explicado que la circulación estará libre de restricciones entre municipios y entre las tres provincias de la Comunidad.

La Generalitat catalana ya había ordenado esta mañana el confinamiento general durante 15 días, a partir de las 6.00 horas de este viernes, así como el perimetral de los municipios el fin de semana, además de clausurar teatros, cines, actividades deportivas no profesionales y las extraescolares de niños y jóvenes.

En el caso de Cantabria, el cierre será desde esta medianoche hasta el 9 de noviembre y se suspenden las vacaciones escolares previstas la próxima semana, por lo que habrá clases.

Como esbozó ayer, miércoles, su presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, la Comunidad de Madrid ha decretado el confinamiento los dos próximos puentes, el de Todos los Santos y el de la Almudena, la patrona de la capital (9 de noviembre).

Díaz Ayuso ha pedido de nuevo al Gobierno flexibilizar los confinamientos y aplicarlos sólo a los días "imprescindibles" con medidas "quirúrgicas", ya que el decreto del estado de alarma que les da cobertura legal establece periodos de siete días.

El Gobierno ha aceptado el plan de Ayuso hasta que el próximo miércoles se reúna el Consejo Interterritorial de Salud y decida sobre la efectividad de las medidas que están implantando las comunidades, entre ellas la temporalidad.

Esta medianoche cierran Castilla La Mancha y Andalucía, mientras que Castilla y León ha decretado el confinamiento a partir de las 14 horas de mañana viernes.

Entre las regiones que por ahora no han decretado el cierre de su perímetro están, además de Baleares y Canarias, Extremadura y Galicia.

Con 18 localidades confinadas, Extremadura no se plantea extenderlo a todo el territorio y la previsión es que sólo lo haga en grandes núcleos de población, lo que el Gobierno regional estudiará mañana.

El comité clínico de la Xunta de Galicia también se reunirá mañana para evaluar la evolución de la pandemia.

Tras su decisión de confinar la región, Castilla y León no descarta ir más allá y ha pedido al Ejecutivo central que habilite herramientas legales para que se pueda decretar el confinamiento en el domicilio si los datos epidemiológicos no mejoran en las próximas dos semanas, en línea con Francia o Alemania.

En Asturias, el Gobierno regional ha ampliado el cierre perimetral de Oviedo y Gijón al total de sus términos municipales.

Melilla mantiene el confinamiento perimetral, mientras que Ceuta lo ha circunscrito a los fines de semana.