EFEOviedo

La intensa nevada registrada en las últimas horas ha obligado a cerrar al tráfico la autopista AP-66, principal vía de comunicación entre Asturias y la Meseta, según ha informado la concesionaria de la infraestructura, Aucalsa.

La nieve también dificulta el tránsito en el Puerto de Pajares (N-630), la alternativa para cruzar la Cordillera, donde los turismos deben utilizar cadenas y los vehículos pesados tienen prohibida la circulación.

Aucalsa, que dispone de catorce camiones equipados con cuchilla quitanieves, ha precisado que la situación puede ir variando a lo largo de la noche, por lo que ha recomendado a los usuarios consultar su página web para comprobar el estado de la vía.

Esta autopista de peaje de alta montaña se prolonga a lo largo de 80 kilómetros y dos tercios de su longitud transcurren en cotas de entre 1.000 y 1.100 metros en plena cordillera cantábrica.

El temporal, que mantiene al Principado en alerta roja (riesgo extremo), ha provocado diversas incidencias en la red viaria a lo largo de la jornada.

En la red secundaria del Principado permanece cerrado el puerto del Connio y en otros diecisiete altos de montaña es obligatorio el del uso de cadenas, una situación que se repite en tramos de otra decena de carreteras secundarias.

El aviso rojo continuará en Asturias durante toda la jornada de mañana, lo que ha llevado a la Dirección General de Tráfico a aconsejar que no se circule por las carreteras asturianas.

Desde el Gobierno del Principado se ha apelado a la prudencia de la ciudadanía, aunque se ha subrayado que el Centro de Coordinación del 112 realizará un seguimiento continuo de la situación mientras se prolongue el episodio.

Según estimaciones de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), el temporal podría dejar acumulaciones de hasta 80 centímetros de nieve por encima de los 800 metros y de 100 por encima de los 1.200 metros en la Cordillera, los Picos de Europa y la Suroccidental asturiana, mientras que en la central y en los valles mineros, en aviso naranja, se esperan espesores de hasta 30 centímetros.