EFEMontemayor (Córdoba)

Una joven de 26 años, temporera rumana que trabajaba en la campaña del ajo en la provincia de Córdoba, es la segunda víctima de la violencia machista este año en Andalucía y la número 15 en toda España, al ser asesinada presuntamente por su pareja, un hombre que ha sido detenido este lunes en San Clemente (Cuenca).

El detenido, también rumano, de 30 años, acuchilló supuestamente a la joven en la madrugada del domingo en la localidad de Montemayor, de 3.800 habitantes, donde vecinos y representantes políticos se han concentrado este mediodía para mostrar su rechazo a este crimen.

Poco después de esta concentración, se ha conocido la detención del supuesto asesino, que se encontraba en paradero desconocido tras fugarse después de abandonar a la joven en la casa que compartía junto a varios familiares y temporeros rumanos a las afueras del casco urbano.

Según fuentes de la Guardia Civil, el detenido había acuchillado a su pareja después de una discusión en la casa en la que vivían, donde no llevaban más de diez o doce días, según ha declarado a los periodistas el alcalde de Montemayor, Antonio García (IU).

Tras la discusión, ambos se montaron en un coche y después, según la Guardia Civil, el sospechoso del crimen dejó a la joven herida mortalmente en las inmediaciones de la casa.

En un primer momento, la joven fue evacuada al Hospital Comarcal de Montilla, el centro hospitalario más cercano, y, en la mañana del domingo, ante la gravedad de las heridas y al empeorar su situación clínica, al Hospital Universitario Reina Sofía de Córdoba, donde falleció sobre las 16.00 horas de ayer.

En algún momento no determinado de los hechos, el primo del agresor, de 15 años, resultó herido, aunque no necesitó hospitalización, y ahora se encuentra, junto a otros familiares, alojados por el Instituto Provincial de Bienestar Social de la Diputación de Córdoba en un hostal fuera de Montemayor a petición de la Guardia Civil.

Una de las líneas que desarrolla la Guardia Civil apunta a que alguna persona del entorno del supuesto agresor puede tener algún tipo de implicación en los hechos, por lo que no se descarta que se produzca alguna otra detención.

La víctima y su agresor tenían un hijo en común, que se encuentra en Rumanía, donde se había quedado tras la decisión de sus padres de acudir a la campaña del ajo en la campiña cordobesa.

La joven es la víctima número 15 de la violencia machista en lo que va de año y la número 1.145 desde 2003, según ha confirmado la Delegación del Gobierno contra la Violencia Machista en su cuenta de Twitter.

También ha informado de que no existían denuncias previas por violencia de género y que la mujer tenía dos hijos menores de edad, por lo que recuerda que el número de menores huérfanos por violencia de género en España asciende a 15 en 2022 y a 352 desde 2013.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, también ha publicado un tuit lamentando este nuevo asesinato machista.

"Son ya 15 mujeres asesinadas en 2022. Esto debe avergonzarnos y hacernos reflexionar sobre el problema del machismo. Eduquemos en igualdad. Acabemos con la #ViolenciaDeGénero Mi cariño a su familia", han sido las palabras del presidente.

El Ministerio de Igualdad también ha condenado este "nuevo asesinato por violencia de género" en un comunicado, en el que la ministra de Igualdad, Irene Montero, y la delegada del Gobierno contra la Violencia de Género, Victoria Rosell, han querido expresar "de nuevo su más absoluta condena y rechazo a este asesinato machista" y han trasladado "todo su apoyo a familiares y amistades de la víctima".

Ambas han pedido "todos los esfuerzos desde las instituciones, administraciones y el conjunto de la sociedad para llegar a tiempo y evitar más muertes".

Igualdad recuerda que el teléfono 016, las consultas online a través del email [email protected] y el canal del WhatsApp en el número 600 000 016, siguen funcionando con normalidad las 24 horas, todos los días de la semana.

En el 016 se puede pedir asesoramiento sobre los recursos disponibles y los derechos de las víctimas de violencia de género, así como asesoramiento jurídico de 8 h a 22 h todos los días de la semana, con atención en 52 idiomas y un servicio adaptado a posibles situaciones de discapacidad.

 Los menores pueden dirigirse al teléfono de la Fundación ANAR 900 20 20 10.

En una situación de emergencia, se puede llamar al 112 o a los teléfonos de la Policía Nacional (091) y de la Guardia Civil (062), y en caso de no poder llamar se puede recurrir a la aplicación ALERTCOPS, desde la que se envía una señal de alerta a la Policía con geolocalización.