EFEArgel

El primer ministro argelino y ministro de Finanzas, Aimen Benabderrahman, anunció esta tarde medidas para asegurar la disponibilidad de oxígeno en hospitales ante el aumento preocupante de los casos positivos en el país desde la segunda semana de este mes de julio.

"El aumento brusco de la demanda del oxígeno ha llevado a tomar decisiones y tomar medidas en apoyo para esta producción", dijo esta tarde Benabderrahman a la televisión estatal antes de recordar que "la producción nacional fluctuó entre 400.000 y 420.000 litros".

Benabderrahman señaló que el Estado argelino importará 15.000 concentradores de oxígeno de los que 1.800 ya fueron recibidos y otros 750 llegarán mañana viernes.

La situación sanitaria es crítica en Argelia ante el aumento significativo de los casos positivos y el número de víctimas mortales en los hospitales ante la falta de oxígeno para ayudar a los pacientes con dificultades respiratorias.

SOLO CERCA DE 3,5 MILLONES DE ARGELINOS VACUNADOS

Cerca de 3,5 millones personas han sido vacunadas en Argelia desde el inicio de la operación de vacunación lanzada en finales del pasado mes de enero en el país magrebí, de 44 millones de habitantes.

El primer ministro informó que el Estado argelino adquirió hasta la fecha más de 9 millones de dosis de vacunas rusas (Sputnik), sueco-británicas (Astra Zeneca) y chinas (Sinovac y Sinopharm) y recibirá en próximo mes de agosto nueve millones dosis adicionales.

Otras cinco millones de dosis serán recibidas en septiembre mientras se espera la entrada en vigor en mediados de septiembre de la unidad de producción local de la vacuna china Sinovac en Constantina (oeste) con 2.500.000 dosis mesuales.

Desde hace tres semanas, el país registra un aumento significativo de casos positivos y fallecidos. Según el Ministerio de Sanidad en las últimas 24 horas sumó 1.537 nuevas infecciones y 28 muertes, lo que eleva a 168.668 los casos, a 4.189 las muertes y a 113.707 las recuperaciones desde el comienzo de la pandemia.

Según profesionales médicos estas cifras no reflejan la realidad ya que habría que multiplicar por 30 esos números, según explicó en un vídeo el profesor Reda Djidjik, jefe del departamento de inmunología del hospital Beni Mesus en Argel.

Las autoridades argelinas anunciaron el domingo pasado la readaptación de los horarios del confinamiento parcial en casi la totalidad del país, acelerar el ritmo de la vacunación y elevar el nivel de firmeza al punto más alto en la aplicación estas medidas para intentar hacer frente a la pandemia.

En particular prohibieron el acceso a playas en casi la mayoría de la costa nacional y se prohibirán todas las reuniones, incluidas las celebraciones de bodas, mientras que los cafés y restaurantes limitarán sus actividades de venta y solo podrán brindar servicios para llevar. EFE

no/cd