EFEMadrid

Un periodo breve de altas temperaturas, conocido como el "Veranillo de San Miguel", dejará los próximos días, un ambiente más cálido, sobre todo en el centro y mitad sur peninsular, hasta que a finales de semana, un cambio brusco del tiempo deje de nuevo lluvias y fuertes vientos.

Según el refranero popular, el llamado Veranillo de San Miguel (29 de septiembre) da nombre a un periodo de tiempo, que abarca los últimos días de septiembre y los primeros de octubre, caracterizado por las buenas temperaturas y la ausencia de lluvia, y esta situación es la que caracterizará a amplias zonas del país los próximos días.

Rubén Del Campo, portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha avanzado que desde este lunes y el martes el termómetro podría situarse entre 3 y 5 grados por encima de lo normal en el centro y mitad sur peninsular, superando, incluso, los 32 grados en el Valle del Guadalquivir.

A partir del miércoles, la entrada de un sistema frontal por el noroeste de la Península, dejará lluvias en Galicia y de "forma más débil" en el oeste de Asturias y en la provincia de León con vientos fuertes en el noroeste peninsular y en las Baleares.

Sin embargo, el panorama cambiará "radicalmente" a partir de este jueves como consecuencia de la llegada abrupta del "Cordonazo de San Francisco", un fenómeno atmosférico, que consiste en fuertes lluvias con actividad tormentosa (truenos y relámpagos) e intensos vientos, ha señalado Del Campo.

Desde el jueves se prevé una bajada notable de las temperaturas, sobre todo en la mitad norte, donde el descenso puede ser de hasta ocho o diez grados respecto al día anterior, además de lluvias en Galicia, Cantabria, norte de Castilla y León, en los entornos del Sistema Central e Ibérico y Pirineos.

El viernes podría formarse "un temporal otoñal" de viento y lluvias en amplias zonas peninsulares, en especial en Galicia y en otros puntos del extremo norte peninsular, donde las precipitaciones podrían ser "fuertes y persistentes".

Los termómetros sufrirán "bajadas notables" sobre todo en zonas de la mitad norte peninsular, mientras que en zonas del Mediterráneo y sur de Andalucía las máximas subirán, superando los 32 grados en puntos del interior de Murcia y Alicante.

Las rachas de viento fuertes volverán a soplar en zonas de la Península y de Baleares en especial en zonas del litoral y de montaña, donde además también aparecerá nieve en especial en la Cordillera Cantábrica, Pirineos y el norte del Sistema Ibérico.