EFEMadrid

La Federación de Asociaciones de Periodistas de España (FAPE) se ha unido este miércoles a las condenas de los informadores internacionales por la "persecución" contra el periodista estadounidense Glenn Greenwald, a quien el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, ha amenazado con encarcelar.

Bolsonaro sugirió este lunes que Greenwald había pagado por los mensajes filtrados que publicó en su portal y que comprometen la imparcialidad de la operación anticorrupción Lava Jato en el transcurso de la que fue encarcelado el expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, más conocido como Lula.

En un comunicado, la FAPE explica que su condena se suma a la Federación Internacional de Periodistas (FIP) y a su afiliada brasileña Federaçao Nacional dos Jornalistas (FENAJ) contra la libertad de expresión.

La FAPE recuerda que el caso comenzó el 9 de junio con la publicación de una serie de conversaciones filtradas que comprometían a Sergio Moro, antiguo juez y actual ministro de Justicia.

Según las publicaciones, Sergio Moro aconsejó y dio información estratégica a los fiscales cuando juzgaba la investigación del caso de corrupción Lava Jato para ayudar a encarcelar al expresidente brasileño.

Además, la FAPE ha criticado que Greenwald, ganador del Premio Pulitzer, haya sido víctima "de una violenta campaña de acoso" en internet denominada #DeportGlennGreenwald y "orquestada por los partidarios de Bolsonaro".