EFESantiago de Compostela

La Guardia Civil ha sostenido este miércoles en el juicio por el crimen de Diana Quer que la cobertura de móvil de la joven revela que José Enrique Abuín Grey, el Chicle, no la abordó donde dice y que, según confesó "espontáneamente", volvió una segunda vez al pozo donde la arrojó.

Estos detalles han trascendido en la séptima sesión de la vista oral que se celebra en la Audiencia Provincial de A Coruña, en la que, según el capitán de la Unidad Central Operativa (UCO), José Miguel Hidalgo, el acusado les hizo esta confesión la noche del 31 de diciembre de 2017, cuando los guió hasta el lugar en el que arrojó a Diana Quer.

Allí, el Chicle les contó que había estado una segunda vez en ese silo para fondear el cuerpo, una versión que ahora niega, pero en la que Hidalgo ha insistido al afirmar que no quería acercarse al pozo porque -según sus palabras- tenía "grabada la cara de la niña".

Esta versión de la segunda visita es también la defendida por el Ministerio Fiscal y la acusación particular.

Hidalgo, por las indagaciones previas, ha calificado al Chicle de "persona muy avispada" porque detectó al equipo especializado que realizaba su seguimiento, algo "bastante complicado".

Respecto a la detención del acusado, el capitán ha explicado que el intento de rapto a una mujer en Boiro fue decisivo para tomar la decisión, que inicialmente estaba prevista a mediados de enero de 2018 porque se encontraban a expensas de un informe, el de telefonía del grupo de apoyo técnico corporativo.

En esta jornada, cuatro especialistas encargados de los análisis de los móviles han detallado que es del todo "inviable" que Abuín Gey se topase con Diana Quer donde declaró.

"La cobertura nunca llega a la calle Venecia, es irrefutable", han constatado los miembros del grupo GATO de la Guardia Civil, el de apoyo tecnológico a los investigadores, que han explicado que su pormenorizado análisis -aseguran haber recorrido más de 2.000 kilómetros para conocer qué cobertura hay en cada zona- desmonta su declaración.

Han detallado que el teléfono de la víctima estuvo conectado a una antena que solamente da cobertura en el paseo marítimo, el de O Areal, y por tanto han descartado que Diana se desviase del camino por el que volvía a casa para meterse por el callejón donde el Chicle cuenta que se la encontró y donde argumenta que la mató accidentalmente.

Así las cosas, la reconstrucción indica que Diana caminaba hacia su vivienda "indubitadamente" por el Areal, como sostienen las acusaciones -particular y Ministerio Fiscal-, manteniendo en el trayecto simultáneas conversaciones de mensajería instantánea (WhatsApp) en las que llegó a intercambiar un total de 123 mensajes en diez minutos.

Según este informe, dejó de interactuar 48 segundos con su terminal y, tras este parón, el primer mensaje que envió fue el conocido de: "Me estoy acojonando".

Después, continuó sus conversaciones hasta las 02:24:45 cuando mandó su último texto en el que aclaraba que el motivo por el que se asustó había sido un grito de "Morena, ven aquí". Y ya no volvió a enviar ningún mensaje más pero sí recibió uno nuevo que ya no leyó.

Este análisis evidenció también que de repente ese celular se vio "obstruido por algo", que podría ser un "vehículo".

Y en menos de un minuto la velocidad de movimiento se incrementó, hecho que permitió a los investigadores interpretar que se estaba produciendo un desplazamiento en coche, el Alfa Romeo del Chicle.

El teléfono de Diana perdió su conexión en Taragoña -donde Abuín Gey reconoce que arrojó el Iphone-, y las del acusado continuaron hasta Asados, lugar en el que está la antigua fábrica de gaseosas con una planta sótano en la que se halla el pozo en el que la metió.

Las interacciones con las antenas sitúan el teléfono del Chicle "sin ningún género de dudas" minutos después de las tres de la madrugada (3:09) del 22 de octubre de 2016 en Asados, han expuesto los especialistas. Y, pese a que no interactuó con el terminal, una señal automática volvió a situar al encausado en la zona de la nave "como mínimo" 1 hora y 21 minutos después.