EFEMelilla

Las fuerzas de seguridad marroquíes evitaron anoche que un grupo de 150 inmigrantes de origen subsahariano saltaran la valla de Melilla en el segundo intento en apenas 17 horas.

Fuentes de la Delegación del Gobierno en Melilla han informado de que este nuevo intento tuvo lugar sobre las 23:35 horas de este jueves, por la zona cercana al paso fronterizo de Barrio Chino, la misma en la que se produjo el salto a la valla en el que entraron 238 inmigrantes a las 6:50 horas del mismo día.

Según los datos oficiales, el dispositivo antiintrusión detectó la aproximación de uno grupo de unos 150 inmigrantes de origen subsahariano al perímetro fronterizo entre España y Marruecos en Melilla, por lo que activó el protocolo y reforzó la presencia de la Guardia Civil en la zona, que ya estaba desplegada.

También se unió a la vigilancia el helicóptero de la Guardia Civil, que estuvo recorriendo el perímetro con un potente foco de luz de manera preventiva para evitar que el grupo consiguiera su propósito.

Finalmente, los inmigrantes ni siquiera llegaron a tocar la valla fronteriza y las fuerzas de seguridad marroquíes abortaron el intento de entrada, sin que se produjera ningún salto al perímetro, que hubiera sido el segundo en el mismo día y el cuarto en menos de dos semanas.

Por la mañana, sobre las 6:50 horas, más de 300 inmigrantes intentaron acceder de manera irregular a Melilla y lo lograron 238, lo que sitúa en cerca de 380 los que han conseguido entrar a la ciudad autónoma saltando la valla en solo once días.