EFEBerlín

Grupos ecologistas tacharon este viernes de fracaso la acción de los gobiernos contra la emergencia climática y consideraron vergonzante su escasa ambición a la hora de recortar emisiones para cumplir con los objetivos del Acuerdo de París.

Varias ONG medioambientalistas reaccionaron así en un comunicado a la presentación de un informe de la Convención Marco de la ONU sobre el Cambio Climático (UNFCCC) que analiza los programas de los países para reducir sus emisiones contaminantes y frenar el calentamiento global.

El informe destaca que sólo el 40 % de los firmantes del Acuerdo París (75 países) ha presentado sus planes de reducción de emisiones -las llamadas Contribuciones Nacionalmente Determinadas o NDC- y que estos suponen sólo el 30 por ciento del total de las emisiones de gases que provocan el efecto invernadero porque grandes contaminantes como China, India y Estados Unidos no los han presentado.

Además, los planes presentados suponen una reducción de emisiones para 2030 de apenas el 1 %, lejos del 45 % que el Grupo Internacional de Expertos sobre Cambio Climático (IPCC) recomienda para ese año, con el objetivo de poder alcanzar la neutralidad climática a mediados de siglo.

"Este informe muestra con cifras cómo los gobiernos están fracasando en la lucha contra el cambio climático", afirmó el directora ejecutiva de la Red de Acción Climática (CAN), Tasneem Essop.

Essop criticó especialmente los "débiles compromisos" de Japón, Australia y Brasil, "cuando deberían de hecho estar liderando" la lucha contra el cambio global, pero sobre todo a los mayores contaminantes, EEUU y China, que ni siquiera han presentado sus planes de reducción de emisiones.

"Es imperativo que EEUU cumpla con la parte que le corresponde, tanto en la reducción de emisiones como en financiación", subrayó.

El consejero sénior sobre Política Global de Greenpeace en China, Li Shuo, consideró por su parte que "las ofertas actuales presentadas por los países se quedan miserablemente cortas respecto a lo que es necesario".

Li valoró el anunció de Pekín de alcanzar la neutralidad climática para 2050, pero subrayó que ese objetivo solo se podrá alcanzar empezando a "actuar inmediatamente". "Los grandes contaminantes como China tienen un papel especial" en este ámbito, agregó.

El director de Power Shift Africa, Mohamed Adow, calificó de "asombroso" lo "lejos que los países están de poder combatir la lucha contra el calentamiento global".

"De creer la retórica de los líderes internacionales, pensaríamos que estarían realizando grandes progresos y estarían a punto de resolverlo. Por eso es bueno tener un informe que expone los hecho", afirmó.

La responsable de Política Climática de Christian Aid, Kat Kramer, tachó de "inexplicablemente espantoso" el escaso recorte de emisiones previsto y "vergonzoso" que sólo 75 países, responsables del 30 % de las emisiones, hayan presentado sus NDC.

A su juicio, son precisas "reducciones inmediatas y drásticas" de las emisiones contaminantes "en los próximos años", así como la salida "urgente" de "la producción y consumo de todos los combustibles fósiles".

En su opinión, es "vital" que la comunidad internacional cambie el rumbo de cara a la Cumbre del Clima de este año (COP26), prevista para noviembre en Glasgow (Reino Unido).

El secretario ejecutivo del Observatório do Clima de Brasil, Marcio Astrini, lamentó la "escasa ambición" de los planes de su país, que no está en línea con los objetivos de París y ni siquiera menciona el control de la deforestación.

"La UNFCCC debe instar a Brasil a volver a la mesa de negociación y presentar un nuevo NDC con objetivos reales", aseguró.