EFEFerrol

Asfedro nació en 1985 como una de las primeras asociaciones de Galicia dedicada a la lucha contra las drogas, que por entonces golpeaba con fuerza en áreas urbanas como Ferrol. Más de tres décadas después, el consumo de sustancias estupefacientes comparte escenario con otras adicciones, como las vinculadas al uso asentado de la tecnología en la vida cotidiana. Dos trabajadoras de la entidad promueven ahora "Salúdicos", la forma de hacer divertida la prevención de estas conductas.

Son la enfermera Rebeca Graña y la educadora Sabela Míguez, que apuestan por "adaptarse al nuevo perfil de usuario a las nuevas tecnologías y al nuevo acceso a la información". Afirman a Efe que su idea fue "hacer un juego al que pueda acceder todo el mundo desde un móvil, lo más lúdico posible", para conocer "un poco más sobre adicciones". "Decidimos que la gente jugase y tuviese una pequeña recompensa", señala Graña, ya que la aplicación premia al que conteste con mayor acierto.

Admite que en los últimos años "entran fuerte los móviles", ganan espacio en la labor de Asfedro para evitar problemas de mayor gravedad o para ayudar a quienes ya los sufren. Como llave ante estas situaciones, señala que es "importante llevar una vida organizada para no caer en adicciones", desde el fomento de una "mejor higiene del sueño o la alimentación". Además, destaca que el "ejercicio ayuda a desvincularnos del consumo", ámbito en el que actúan desde su comunidad terapéutica de O Confurco.

Eso sí, Graña y Míguez también dan la cara en el programa Infodrogas, visible en el campus universitario de Ferrol. De hecho, sus alumnos estaban llamados a ser "población diana" de esta iniciativa, pero la situación sanitaria llevó a "abrirlo a la población en general". Su "Salúdicos" arranca a través de un código QR, disponible en enlaces de redes sociales de la asociación o en sus cuentas de Facebook e Instagram, "ni siquiera hace falta instalar la aplicación en el móvil", explica.

En total, 30 preguntas que se pueden completar "en poquitos minutos". "Muy interesante", remarca Rebeca Graña, que valora que la "pandemia ha ayudado a que se incremente el abuso de nuevas tecnologías". Por ello, propone poner "el punto de mira en educar, que esa gente no tenga una problemática que vaya más allá, a una dependencia".

Sabela Míguez incide en que el juego surgió de un curso de agentes de salud, que permite "realizar una práctica y presentamos este juego". Ofrece, además, consejos sobre "hábitos de vida saludable, enfermedades contagiosas, drogas o mitos sobre consumo". En apenas un mes, añade, ya ha tenido "bastante buena acogida; otras comunidades terapéuticas nos están llamando, también colegios".

Una propuesta para todos, resalta la educadora, porque hay "un montón de conductas de riesgo de tipo sexual, hábitos de vida poco saludables... Nadie está libre de contagiarse de una enfermedad de transmisión sexual o tener algún familiar consumidor". "Pensamos que no nos va a tocar, todos tenemos que estar implicados", subraya. Tan implicada como los propios usuarios de Asfedro, los que han "creado estas preguntas para ayudar a toda la población" tras saber lo que es superar una adicción.

Raúl Salgado