EFEGlasgow (R.Unido)

El 92 % de los países incluye ahora en sus planes de acción climática medidas para atajar los daños a la naturaleza, aunque es necesario dar pasos decisivos de manera rápida para limitar el calentamiento global a 1,5 grados, según un informe difundido este viernes por el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF).

El documento, presentado en el marco de la cumbre climática COP26 que se celebra en Glasgow (Escocia), ve alentador que cada vez más países reconozcan el papel crucial que desempeñan las soluciones que se basan en la naturaleza para abordar la crisis climática global.

Aclara que esas soluciones son iniciativas que protegen, restauran y gestionan de manera sostenible los ecosistemas de tierra y océanos, al tiempo que abordan otros desafíos.

El texto determina que 105 de 114 Contribuciones Determinadas a Nivel Nacional (NDCs, en inglés) -la forma en que las partes firmantes del Acuerdo de París comunican sus planes climáticos para lograr el objetivo de limitar el calentamiento global- entregadas antes del pasado día 12 incluyeron soluciones basadas en la naturaleza.

Según el informe, 96 NDCs incluyeron esas soluciones en el contexto de medidas de mitigación y 91 como planes de adaptación, lo que, de acuerdo con WWF, refleja una tendencia positiva y un incremento del 82 % al 92 % en la proporción de NDCs que contemplan la naturaleza.

"No hay camino hacia la limitación del calentamiento global a 1,5 grados sin proteger y restaurar la naturaleza. La crisis climática y la pérdida de naturaleza son dos caras de la misma moneda y no podemos eliminar una sin la otra", aseguró Stephen Cornelius, asesor jefe sobre cambio climático de la WWF.

Consideró "vital que, junto con el recorte de las emisiones de carbono, la COP26 debe inspirar a los países a maximizar el potencial de la naturaleza en sus planes climáticos y proporcionar la financiación para respaldarlos".

Y alertó de que "fracasar a la hora de hacerlo socavará los esfuerzos para abortar los peores impactos del cambio climático".

"Esta es la década en la que debemos, de forma colectiva, limitar el cambio climático y restaurar la naturaleza", agregó.

Por su parte, Gavin Edwards, coordinador global y líder de Naturaleza en la COP26 para WWF International, reconoció que, "aunque más y más gobiernos se están comprometiendo a adoptar medidas sobre la naturaleza como parte de sus compromisos climáticos, todavía hay pocas soluciones basadas en la naturaleza".

"Dado que la naturaleza podría contribuir en hasta un 30 % de las soluciones climáticas que se necesitan para cumplir los objetivos del Acuerdo de París y evitar el cambio climático, esto tiene que cambiar, y rápido. No existe una manera viable de limitar el calentamiento global a 1,5 grados sin adoptar medidas sobre la naturaleza", afirmó.