EFELisboa

La Feria Ibérica de Turismo (FIT) arrancó hoy su sexta edición, la mayor hasta la fecha, con la expectativa de alcanzar los 40.000 o 45.000 visitantes, atraídos por el medio millar de entidades ligadas al turismo que participan en el evento.

Así lo avanzó en declaraciones a Efe el alcalde Guarda, Carlos Monteiro, regidor de la ciudad que acoge y organiza la feria, situada a apenas 37 kilómetros de la frontera española.

"Creo que el número de visitantes aumentará sustancialmente, tenemos una apuesta de 10.000 visitantes más, dada la dimensión y la calidad de la feria", aseguró.

El año pasado en la muestra recibieron a 35.000 personas, lo que ya supuso un crecimiento significativo respecto a la primera edición, en 2014, que reunió a 20.000 visitantes.

La mayoría de ellos serán, como es habitual, portugueses, aunque la organización confía en que no faltarán los españoles ni tampoco ciudadanos y turistas de otros países europeos y de lugares como Cuba o Brasil, gracias a las relaciones establecidas con diferentes operadores extranjeros.

La FIT, "la única feria turística de carácter ibérico", según Monteiro, se celebra en el Parque Urbano do Rio Diz, donde estarán presentes cerca de 500 entidades diferentes ligadas al turismo, un sector que el regidor considera un "eje fundamental" para la región.

El alcalde de Guarda defendió que el turismo puede "atraer más visitantes a territorios que tienen problemas con el desarrollo económico y el envejecimiento de las poblaciones", como ocurre en esta zona del interior de Portugal.

Del lado español se esperan 6 millones de personas que viven en zonas fronterizas, que el interior de Portugal ve como un mercado a explotar.

Monteiro cree que la ola de crecimiento del turismo que vive Portugal, aunque se centra en lugares como Lisboa, Oporto o el Algarve, puede servir para atraer a visitantes al interior del país.

En la feria estarán presentes varios destinos españoles, entre ellos la provincia de Coruña -región invitada de esta sexta edición-, la zona arqueológica de Siega Verde o la Sierra de Béjar, ambas en Salamanca.

La FIT, que se desarrolla hasta el domingo, fue inaugurada este jueves por el ministro de Economía de Portugal, Pedro Siza Vieira.