EFELisboa

Los precios de la vivienda en Portugal aumentaron un 10,3 % en 2018, un punto y una décima más de lo que se encarecieron un año antes, según datos publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE) luso.

Dicha escalada fue más notoria en el caso de las viviendas de segundo uso, cuyos precios subieron un 11 %, en tanto que las de nueva construcción escalaron un 7,5 %.

Durante el año pasado se vendieron 178.691 viviendas, un 16,6 % más que en 2017, que en conjunto sumaron transacciones por valor de 24.100 millones de euros.

La mayoría de las ventas (el 64 %) se produjeron en el área metropolitana de Lisboa y la región Norte, donde se encuentra Oporto, el otro gran núcleo de población del país junto a la capital.

El incremento del precio de la vivienda en el país, espoleado por la masiva llegada de turistas y los fondos de inversiones extranjeros, se ha convertido en uno de los principales problemas de los portugueses.

Según datos recientes, también divulgados por el INE, dentro del municipio de Lisboa, el precio medio del metro cuadrado ronda los 2.877 euros.

Mientras, en Oporto, la segunda ciudad de Portugal, el valor asciende a 1.525 por metro cuadrado.