EFE NewsMiami

Siguiendo los pasos de su abuelo Vicente y su padre Alejandro, Alex Fernández prepara ya su segundo disco de rancheras. Sin embargo, quiere ir un paso más allá y lograr que "el mundo le dé al mariachi el lugar que merece".

Es algo en lo que ha pensado mucho, en especial durante los meses de confinamiento por la pandemia, en los que, según reveló en una entrevista con Efe, aprovechó para reflexionar sobre lo que quiere para su vida personal y profesional.

En lo personal, llegó a la decisión de que estaba listo para casarse después de casi una década de noviazgo.

"Quiero ser un papá joven y estoy muy enamorado", explicó.

Pedirle casamiento a su novia, Alexia Hernández, era algo a lo que le venía dando vueltas, pero una de sus hermana se le adelantó y decidió esperar un poquito más.

Una vez listo, el artista anunció su compromiso matrimonial el 14 de septiembre en las redes sociales y ahora los planes de boda dependerán de cómo evolucione la pandemia. Sin embargo, pase lo que pase, "no quiero esperar mucho", comentó.

"Además, ya la boda de Camila (su hermana) nos sirvió como experiencia. Aprendimos muchísimo sobre qué hacer y qué no hacer", señaló.

En tanto, en lo profesional, llegó a la conclusión de que quiere que el mariachi "sea escuchado en todo el mundo".

"Ya es con el tango y, quizá ahora el reguetón, sinónimo de cultura latinoamericana a nivel mundial", indicó.

Sin embargo, Fernández considera que muy pocas rancheras son reconocidas en todo el planeta aunque "las más clásicas son famosas en el mundo de habla hispana".

UN MARIACHI SOFISTICADO

Para el músico de 26 años "hay un movimiento importante de artistas jóvenes trabajando en el género.,actualizándolo y refrescándolo".

La lista incluye a Ángela Aguilar y a Christian Nodal, este último que se ha especializado en hacer fusiones de rancheras con otros géneros como la música norteña, la balada y el reguetón.

"Mi estilo es mantener el género en su forma más clásica, pero dándole un sonido un poco más juvenil, con un peso mayor en la percusión, una producción más limpia y temas más divertidos", explicó.

Un ejemplo de esto es su nueva canción "Lo que necesitas", compuesta por Gustavo Cuauhtémoc y Jorge Domínguez, que incluye un sonido pícaro y ligero y que salió acompañada de un elegante y sofisticado video, que le habla estéticamente a un mercado más internacional.

"Quisimos justamente hablarle a un público que tradicionalmente no oye mariachi o solo lo pone al final de las fiestas", destacó.

Es la meta con la que prepara su segundo álbum, que espera que salga en los próximos meses.

"Es un disco muy variado, con canciones de amor, de desamor, de la vida. Temas más rápidos más lentos, pero todos con mi estilo", afirmó.

EL CONFINAMIENTO EN FAMILIA

Los Fernández han tenido claro que los más frágiles en la familia son los abuelos Vicente Fernández y su esposa, la abuela Cuquita.

"Pensando en ellos nos cuidamos muchísimo. Solo nos hemos visto entre nosotros", aseguró. La experiencia fue la boda, a la que asistieron 200 invitados, todos con su test de que estaban libres de la COVID-19.

Hace unas semanas pasó un gran susto, cuando la empleada doméstica de su casa comenzó a toser y resultó positiva en el test que le urgieron que se hiciera.

"Nosotros nos aislamos de inmediato y esperamos siete días para hacernos el examen y asegurarnos de no tener resultados falsos. Afortunadamente salimos negativos", reveló.

Después de ese susto, Fernández está siendo incluso más cuidadoso y aún no decide si viajará a Estados Unidos para participar en los Latin Billboards, que se realizarán el 21 de octubre, y los Latin Grammy, fijados para el 19 de noviembre.

Alicia Civita