EFENueva York

La Asociación de Jugadores de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL) dio instrucciones a los agentes para que hablen con sus clientes, los jugadores, sobre los factores de riesgo que podrían hacerlos más susceptibles a enfermedades graves como resultado del coronavirus.

Lo anterior, a medida que se acerca el inicio de los campos de entrenamiento de la NFL.

En una carta enviada el lunes a los agentes, el sindicato indica que "La NFLPA le ordena que proporcione a cada uno de sus clientes información importante sobre los factores de riesgo proporcionada por los Centros para el Control de Enfermedades".

Indica que "a mediados de julio debe involucrar a cada uno de sus clientes en una conversación sobre la importancia vital de revisar cuidadosamente esta información con su médico personal".

En el mismo texto dice que "deben hacer a sus doctores personales todas y cada una de las preguntas que tengan sobre estos factores de riesgo a la luz de su historial médico personal y su trabajo como jugador de la NFL".

Agrega que "también deberían discutir cualquier factor de riesgo con el médico de su equipo".

La carta proporciona un enlace a la página de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, en inglés) que subraya a "personas de cualquier edad con afecciones médicas subyacentes" y también detalla cuáles son las condiciones que ponen a un individuo en mayor riesgo de enfermedad grave por COVID-19.

Lo anterior incluye siete puntos relacionados con enfermedades graves que afectan al sistema inmunológico, riñones, pulmones, corazón y diabetes y corazón.

La carta incluye una segunda lista de afecciones que los CDC han determinado que "podrían" poner a alguien en mayor riesgo de enfermedad grave debido a COVID-19, incluido asma, hipertensión o presión arterial alta, otras deficiencias inmunes, enfermedad hepática, fibrosis pulmonar y diabetes tipo 1, entre otras.

La carta indica que "queremos que cada jugador esté completamente informado sobre su situación médica personal mientras toma decisiones sobre regresar a jugar a la liga y durante el transcurso de la temporada".

Según el nuevo acuerdo de negociación colectiva entre los jugadores y la liga, los campos de entrenamiento pueden comenzar no antes de 47 días previos al primer partido de temporada regular de un equipo, lo que hace que el 28 de julio sea la fecha de reporte para la mayoría de los equipos.