EFEUSANueva York

El fundador de la marca deportiva Under Armour, Kevin Plank, cederá a partir de enero el cargo de consejero delegado a Patrik Frisk, uno de sus lugartenientes, anunció este martes la compañía.

Plank, que había sido consejero delegado y presidente de Under Armour desde la creación de la empresa en 1996, se convertirá ahora en presidente ejecutivo y jefe de marca y seguirá encabezando el consejo de administración, según un comunicado.

El nuevo consejero delegado era hasta ahora jefe de operaciones de la empresa y seguirá por debajo de Plank en el escalafón de mando.

"Patrik es la persona adecuada para ser el próximo consejero delegado de Under Armour", señaló en un comunicado el fundador de la compañía.

"Como mi socio durante el periodo más transformador de nuestra historia, ha tenido una capacidad excepcional para traducir la visión de nuestra marca en una ejecución de primera categoría", destacó Plank.

El fundador tiene alrededor de un 15 % de la propiedad de la empresa, pero retiene el control con unos títulos especiales que le otorgan diez votos por cada acción.

Frisk, que llegó a Under Armour en 2017 tras casi 30 años de trabajo en el sector, aseguró que la empresa tiene por delante un futuro "increíble" y un gran potencial de crecimiento.

Las acciones de la compañía subían con fuerza en Wall Street, en torno a un 5 %, tras conocerse la noticia.

Con sede en Baltimore (Maryland, EE.UU.), Under Armour es una de las grandes marcas de ropa y material deportivo en Estados Unidos y tiene contratos con algunas de las mayores estrellas del país como el baloncestistas Stephen Curry.

En los últimos años, la empresa ha sido protagonista de ciertos problemas internos, como cuando el pasado año tuvo que prohibir a sus empleados seguir utilizando tarjetas de crédito corporativas para pagar visitas a clubes de striptease o por quejas de empleadas por el trato recibido.