EFENueva York

Wall Street cerró este jueves con máximos históricos en dos de sus tres principales indicadores, el Nasdaq y el S&P 500, mientras que el Dow Jones de Industriales perdió un 0,04 %, lastrado por los malos resultados del empleo, en una jornada en la que las tecnológicas han vuelto a ser las protagonistas.

Al cierre de la sesión en la Bolsa de Nueva York, el Dow Jones de Industriales bajó un 0,04 % o 12,37 puntos, hasta situarse en 31.176,01 unidades lastrado por empresas como Chevron (-3,53 %), Walgreens (-2,12 %) o Boeing (-1,91 %), que empañaron los buenos resultados de gigantes como Intel (6,46 %), Apple (3,67 %) o Travelers (2,55 %).

Los índices que sí volvieron a marcar récord por segundo día consecutivo fueron el selectivo S&P 500, que ascendió un leve 0,03 % o 1,22 puntos, hasta 3.853,07 unidades; y el índice compuesto Nasdaq, que progresó un 0,55 % o 73,67 puntos, hasta 13.530,92 unidades.

Por sectores, solo el tecnológico (1,32 %), el de bienes no esenciales (0,55 %) y el de comunicaciones (0,26 %) cerraron la jornada en verde, en la que destacaron las pérdidas del sector energético, que se dejó un 3,44 %.

Más allá de la leve caída del Dow Jones, los valores del parqué neoyorquino siguieron revalorizándose hoy tras el triple récord con el que cerraron el miércoles sus principales índices, impulsados por la toma de posesión del presidente Joe Biden, quien ha prometido un plan de estímulo de 1,9 billones de dólares para apoyar la economía frente a la crisis causada por la pandemia de la covid-19.

Los inversores también esperan que el demócrata agilice las vacunaciones contra el coronavirus y que ello permita una recuperación económica más rápida.

Todo ello, hizo que la de Biden fuese la mejor jornada bursátil en una toma de posesión estadounidense en los últimos 36 años.

Sin embargo, el optimismo por el aterrizaje en Washington de la nueva Administración se ha visto hoy eclipsado por los nuevos datos de desempleo que muestran que la recuperación sigue siendo muy lenta en el país.

La semana pasada, la cifra semanal de solicitudes de subsidio por desempleo en Estados Unidos bajó a 900.000, frente a los 926.000 trámites de la primera semana de enero.

A comienzos de 2020, el promedio semanal de solicitudes del subsidio por desempleo rondaba los 205.000 trámites, y la cifra saltó a 6,8 millones en la última semana de marzo cuando la pandemia de la covid-19 impactó en el mercado laboral estadounidense.

A partir de entonces, la cifra fue cayendo, pero comenzó a repuntar en noviembre y por ahora se mantiene en niveles muy altos.

Con las principales tecnológicas anunciando sus resultados anuales la próxima semana, los inversores se han lanzado a comprar con la expectativa de que anuncien unos buenos rendimientos comerciales durante el último trimestre de 2020.

Tanto Apple (3,67 %), como Microsoft (0,28 %) y Facebook (2,02 %) llevan unas subidas acumuladas esta semana de más del 5 %.

De acuerdo con Katy Huberty, analista de la firma MorganStanley, Apple podría anunciar su mejor trimestre y superar con creces las expectativas de los inversores, lo que ha llevado a muchos a apostar por el gigante tecnológico.

"La temporada de resultados parece relativamente buena y parece confirmar esta imagen de que Estados Unidos, debido a que no hubo un cierre total, lo hizo bien en el cuarto trimestre", dijo el director global de investigación macroeconómica del grupo ING, Carsten Brzeski, citado por el diario Wall Street Journal.

En otros mercados, el petróleo de Texas bajó a 53,13 dólares el barril y al cierre de Wall Street, el oro ascendía a 1.870,10 dólares la onza; el rendimiento del bono del Tesoro a 10 años subía al 1,1 % y el dólar perdía terreno frente al euro, con un cambio de 1,2165.