EFEUSAWashington

Los republicanos de la Cámara de Representantes preparan un proyecto de ley migratoria que otorgaría la ciudadanía a los jóvenes indocumentados conocidos como "soñadores" y pondría fin a la separación de las familias de inmigrantes que llegan a la frontera sur del país, informaron hoy medios locales.

El proyecto de ley, que aborda los "cuatro pilares" solicitados por el presidente Donald Trump para tratar la cuestión migratoria, incluye 25.000 millones de dólares para la construcción del muro fronterizo prometido por el mandatario y poner fin a la lotería de visas.

Asimismo, merma la dotación de visas para familiares, atacando el tema de la reagrupación familiar que critica el multimillonario, y finalmente un camino hacia la ciudadanía para los beneficiarios del programa de Acción Diferida (DACA, en inglés), al que puso fin Trump hace unos meses.

Los "soñadores", que a través de DACA disfrutaron de un alivio a la deportación y permiso temporal de trabajo, ahora podrían obtener la ciudadanía gracias a un sistema de puntos basado en el mérito, que permitiría que otros inmigrantes obtuvieran también un estatus legal permanente.

"Los menores extranjeros no acompañados (que sean) aprehendidos en la frontera no deben ser separados de sus padres o sus guardianes legales mientras se encuentren bajo custodia del DHS (Departamento de Seguridad Nacional)", dice el texto.

El proyecto de ley será uno de los dos que está previsto que sean votados la próxima semana en la Cámara Baja.

El presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, aseguró hoy que hay que dar una "solución legislativa" a la separación familiar que están sufriendo cientos de inmigrantes que llegan a la frontera sur del país a manos de las autoridades.

"No, no estoy cómodo con eso", dijo el republicano de Wisconsin a los periodistas. "No queremos que los niños se separen de sus padres", agregó.

Los demócratas llevan semanas denunciando esta situación, agravada por orden de la Administración del presidente de EE.UU., Donald Trump, y sobre la que han presentado varias propuestas legislativas para su prohibición.

Otra de las concesiones a las demandas de Trump es la eliminación del programa de lotería de visas, a cambio de impulsar un sistema basado en puntos que tiene en cuenta el nivel educativo, el empleo, el servicio militar y la competencia en el idioma inglés.

El fiscal general, Jeff Sessions, se escudó hoy en un pasaje bíblico para defender las políticas que están causando la separación de familias de inmigrantes indocumentados en la frontera sur del país.

"Las personas que violan la ley de nuestra nación están sujetas a enjuiciamiento. Te citaría al apóstol Pablo y su mandato claro y sabio en Romanos 13 de obedecer las leyes del gobierno porque Dios las ha ordenado para que haya orden", dijo Sessions durante un discurso en el estado de Indiana.