EFEWashington

El Gobierno de Estados Unidos ha dado un plazo hasta el 2 de febrero para la presentación de ofertas en una licitación para la provisión de servicios legales a los migrantes que esperan en México la resolución de sus casos.

La convocatoria publicada por el Departamento de Justicia indica que el programa apunta a "mejorar la eficiencia y la eficacia de los trámites en los tribunales de inmigración proveyendo servicios legales a los extranjeros".

El programa, denominado Acceso Legal en la Frontera (LAB, en inglés) apunta a los migrantes que se encuentren detenidos por la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP), y los que ya tienen en curso el proceso de deportación.

También se beneficiarían de esos servicios los migrantes que busquen entrar a Estados Unidos a través de la frontera suroeste, y los que puedan estar inscritos bajo los Protocolos de Protección al Migrante (MPP), programa conocido como "Quédate en México".

El programa MPP lo inició a fines de 2019 el entonces presidente Donald Trump, y con él cientos de miles de migrantes que llegaron a la frontera en busca de asilo han sido devueltos a México, donde aguardan sus citas ante los tribunales de inmigración.

Los servicios legales puestos a licitación comprenden las opciones y trámites relacionados con la permanencia dentro de Estados Unidos mientras están pendientes los trámites de deportación, y los procedimientos en los tribunales de inmigración y la protección de la deportación.

Los proveedores de servicios legales interesados en estos contratos están invitados a una teleconferencia virtual que se llevará a cabo el miércoles 26 de enero.