EFEUSAMiami

Un hombre fue detenido en Florida por dejar mensajes con amenazas e insultos racistas y homófobos a legisladores demócratas del Congreso federal, informó este viernes la Fiscalía del Distrito Sur de este estado.

John Kless, de 49 años y residente de Tamarac, en el sur de Florida, compareció por primera vez este mismo viernes ante el juez federal Barry S. Seltzer a raíz de las "múltiples comunicaciones amenazantes hechas a las oficinas del Congreso de miembros de California, Michigan y Nueva Jersey", según la fiscalía.

El detenido efectuó las llamadas desde un móvil el pasado 16 de abril y dejó mensajes en los teléfonos de las oficinas en Washington del senador Cory Booker y de los congresistas Rashida Tlaib y Eric Swalwell.

A Swalwell, representante por California y que recientemente anunció su carrera hacia la candidatura presidencial por el Partido Demócrata con la promesa de batallar por un mayor control de armas, le dijo que si sigue con esa meta "estará muerto", mientras que al senador afroamericano Booker le lanzó insultos de carácter racista.

En su mensaje a Tlaib, Kless se refirió a la congresista musulmana de Michigan como miembro de los talibanes, según la Policía local.

Kless fue puesto en libertad bajo fianza, con una tobillera eléctrica y con la orden de permanecer alejado de los legisladores y de las armas de fuego.

De acuerdo al canal WPLG, filial local de la cadena ABC, una mujer que reside en el apartamento del detenido, y que se presume es su pareja, señaló que la vivienda ha sido registrada por las fuerzas federales.

Conocido el arresto, Swalwell emitió un comunicado en el que agradeció a las fuerzas de seguridad en el Capitolio de Washington y en Florida las medidas para protegerle tanto a él como a su equipo.

"Me postulo para presidente para hacer cambios en nuestras leyes de armas de fuego a través de un proceso democrático. Debería haber un debate respetuoso sobre este tema, pero la violencia es la forma más baja de comunicación y no tiene lugar en nuestra comunidad", añadió.