EFEUSAWashington

Un caza F-16 Falcon de la Fuerza Aérea iraquí participó este martes en una acción de la coalición internacional que combate el yihadismo en Siria e Irak, lo que supone un "hito" por tratarse de la primera operación conjunta de este tipo, informó hoy la alianza en un comunicado.

"Se trata de un hito puesto que es la primera vez que un caza de la Fuerza Aérea iraquí ha volado junto a aeronaves de la coalición en una operación de combate", señala la nota.

La coalición no ha desvelado detalles sobre la acción más allá de que se trató de una "misión defensiva" que tuvo lugar en la frontera entre Siria e Irak.

"La Fuerza Aérea de Irak sigue aumentando su capacidad gracias a al trabajo de los asesores de la coalición con nuestros aliados iraquíes, con el fin de ejecutar operaciones conjuntas", apuntó el director de Operaciones Aéreas de la misión, el general de brigada Brook Leonard, en el comunicado.

El militar dijo, además, que la "fuerza de la coalición reside en la unidad" de sus aliados y en su "determinación" para derrotar al grupo terrorista Estado Islámico (EI).

A pesar de que la alianza proclamó su victoria castrense sobre el EI en Irak a finales de 2017, los yihadistas todavía suponen una amenaza, aunque no conservan territorio.

Los radicales todavía tienen capacidad de lanzar ataques esporádicos y de poco alcance, mientras las fuerzas iraquíes prosiguen su lucha contra los terroristas en varios puntos del país.

Estados Unidos encabeza la coalición internacional, formada por 74 países y 5 organizaciones y que, al amparo del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, tiene por objetivo acabar con el yihadismo en Siria e Irak en el marco de la operación "Inherent Resolve" (Resolución Inherente).

Según los últimos datos divulgados por la alianza, la coalición ha realizado 33.921 bombardeos en la región entre agosto de 2014 y finales del pasado enero.