EFEMiami (EE. UU.)

La tormenta Chantal se debilitó en las últimas horas y pasó a ser depresión tropical mientras recorre zonas deshabitadas del Atlántico Norte con vientos máximos sostenidos de 35 millas por hora (55 km/h), indicó este jueves el Centro Nacional de Huracanes (NHC) de Estados Unidos.

Los meteorólogos informaron en su último boletín, que los vientos de Chantal, que se formó en la noche del martes, han perdido algo de fuerza y se espera que este proceso continúe en los próximos días.

La que fue la tercera tormenta tropical de la temporada de huracanes en el Atlántico se encuentra a unas 645 millas (1.035 km) al sureste de Newfoundland, en Canadá.

Y se va a ir alejando cada vez más del Cabo Race, situado en esta isla canadiense, pues el centro de esta depresión tropical se desplaza hacia el este a 17 millas por hora (28 km/h).

Se pronostica que Chantal se ralentizará y realizará un bucle en sentido de las agujas del reloj el fin de semana, por lo que se mantendrá alejado de zonas habitadas.

Los expertos del NHC, con sede en Miami, esperan un progresivo debilitamiento del fenómeno meteorológico, que este viernes se podría convertir en un remanente de baja intensidad.

Chantal fue la tercera tormenta con nombre de la temporada ciclónica atlántica, después de Andrea y Barry.

Esta última se convirtió en huracán y tocó tierra en Luisiana en julio pasado, cuando dejó cerca de 1.000 millones de dólares en pérdidas, aunque ninguna víctima mortal directa.

Y se prevé que en lo que resta de temporada de huracanes en este océano, que concluye el 31 de noviembre, se puedan formar de 10 a 17 tormentas tropicales, de las cuales de cinco a nueve alcanzarían la categoría de huracanes, lo que suponen vientos máximos sostenidos de al menos 74 millas por hora (120 km/h).