EFE NewsSan Juan

La comisionada residente, Jenniffer González-Colón, anunció este miércoles la inclusión de Puerto Rico en el programa de asistencia nutricional Pandemic-EBT (P-EBT) en una medida aprobada anoche por la Cámara de Representantes.

Esto se sumaría como otra alternativa de alimentación para estudiantes durante la pandemia y la isla podría continuar ofreciendo alimentos de comedores escolares a pesar de los cierres de escuelas, por medio de métodos alternos y a su vez ofrecer ayuda económica a familias afectadas, dijo hoy en un comunicado.

El programa es operado por la agencia "Food and Nutrition Service" del Departamento de Agricultura federal (USDA, siglas en inglés).

"El mismo permite que hogares con estudiantes afectados por los cierres de escuelas, y que por ende no están recibiendo alimentos a través de los comedores durante horarios escolares regulares, puedan recibir un beneficio económico por medio del sistema EBT, el mismo sistema de tarjeta que utiliza el Departamento de la Familia para administrar los beneficios mensuales del programa del Programa de Asistencia Nutricional (PAN)", explicó.

En Puerto Rico, al estar las escuelas cerradas por motivo de distanciamiento social, la alternativa de comedores escolares es complicada.

Por medio de P-EBT, los estudiantes afectados podrían recibir un dinero mensual equivalente al costo de las comidas que recibe por medio de comedores escolares que son financiadas por USDA.

La resolución continua fue aprobada por la Cámara de Representantes por una votación de 359-57 y un voto presente.

Ahora se encamina al Senado para aprobación final.

Al día de hoy, hay 50 estados, junto a Washington, D.C. y las Islas Vírgenes, que se encuentran operando P-EBT.

Según USDA, bajo P-EBT, los estados pueden continuar ofreciendo alimentos servidos por comedores escolares mediante protocolos alternos al mismo tiempo que proveen beneficios por medio de P-EBT.