EFE NewsSan Juan

El expresidente estadounidense Bill Clinton abogó este miércoles por el desarrollo de las energías renovables y la tecnología como elementos claves para el desarrollo de la región del Caribe.

"Las energías renovables son necesarias para ser más resilientes en el Caribe", señaló Clinton durante una charla con la que se clausuró el encuentro de la Iniciativa Global Clinton (CGI, en inglés) englobada en su fundación.

En este encuentro de dos días se analizaron los esfuerzos de recuperación en la región tras los últimos desastres naturales, y cuestiones críticas como la seguridad alimenticia, el acceso al cuidado de la salud y el apoyo a las pequeñas empresas.

"Este proceso de implantación de energías renovables se puede acelerar hasta que no se necesite el carbón en la región del Caribe", destacó Clinton en la charla y tras destacar que se debe educar a las sociedades locales sobre la necesidad de avanzar hacia ese proceso.

Clinton dijo que otro de los objetivos es que la tecnología entre en la vida de las personas en los territorios del Caribe.

El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, señaló por su parte que se debe hacer un esfuerzo en la región, ya que a pesar de que Latinoamérica cuenta con una gran penetración de telefonía móvil como conjunto en el sector tecnológico hay mucho que hacer todavía.

"También se debe avanzar hacia integrar más las economías del Caribe", subrayó Moreno, después de insistir en la necesidad de implementar en la región los últimos avances tecnológicos.

"El objetivo es contar con un mercado digital único en el Caribe", destacó Moreno.

El presidente y director ejecutivo de la compañía de tecnología médica Medtronic, Omar Ishrak, otro de los invitados a la reunión, subrayó que la empresa se ha mantenido en la isla caribeña a pesar de todos los desastres naturales sufridos debido a la lealtad y la buena formación de los trabajadores puertorriqueños.

"Aquí -en Puerto Rico- hay empleados preparados y leales", destacó Ishak, tras indicar que la región del Caribe necesita mejorar su integración en el mundo tecnológico.

La reunión hoy clausurada de la CGI en San Juan sirvió de seguimiento para que el expresidente Clinton y su esposa, la exsecretaria de Estado Hillary, comprobaran de primera mano el estado de las iniciativas de recuperación en Puerto Rico que apoya su fundación.

Ambos visitaron varios proyectos de la CGI que están promoviendo la recuperación económica, mejorando la respuesta a los desastres naturales y proveyendo cuidado de salud mental.

"Estoy agradecido por el trabajo que los miembros de esta red han realizado, en particular el trabajo heroico que han realizado los líderes y las comunidades locales para compartir las lecciones aprendidas del huracán María con sus vecinos", señaló el expresidente.

"Los últimos seis meses han producido más evidencia de la urgencia ante los desafíos que el Caribe enfrenta. La serie de terremotos en Puerto Rico y el Caribe han reforzado la necesidad de planes de recuperación centrados en la resiliencia y la sustentabilidad a largo plazo", dijo por su parte Hillary Clinton.

Durante la reunión de San Juan se anunciaron varios compromisos destinados a la mejora de las condiciones de vida de las personas en Puerto Rico y otros territorios del Caribe.

Friends of Puerto Rico se comprometió a ampliar las oportunidades empresariales para las mujeres mediante la expansión de su programa centrado en la agricultura al que podrán acceder 1.000 féminas en nueve municipios de Puerto Rico.

La compañía Reach Within se comprometió a establecer un Centro Regional Caribeño de Excelencia para el Desarrollo Infantil en la isla de Granada con el fin de mejorar los resultados de la infancia a través del desarrollo de la capacidad de los cuidadores.

La Fundación LesLois Shaw, junto con el Hospital for Sick Children, el Ministerio de Salud de Barbados, el Hospital Queen Elizabeth y la Universidad de las Indias Occidentales anunciaron el establecimiento en Barbados del Centro Pediátrico de Excelencia Shaw.

Por su parte Community Organized Relief Effort se comprometió a apoyar a las Islas Ábaco y Gran Bahama de Bahamas en sus esfuerzos inmediatos de socorro y reconstrucción mediante la reparación de 300 viviendas, la realización de limpiezas completas y la extracción de escombros y el suministro de 20 farolas solares a los barrios que carecen de electricidad.