EFESan Juan

El 68,9 % de Puerto Rico se encuentra "anormalmente seco", mientras que el 5,44 % sufre de sequía moderada, según revela el Monitor de Sequía de Estados Unidos en su página web.

Solo el 31,1 % de Puerto Rico no sufre de sequía, según detalla el organismo estadounidense en un mapa de la isla caribeña en su portal.

La categoría "anormalmente seco" significa que la nubosidad "está baja", lo que dificulta las lluvias, según explica el Monitor de Sequía estadounidense.

Asimismo, el término de sequía moderada significa que algunos pastizales o cultivos han sido dañados, y que las fuentes, corrientes, embalses o pozos están bajos.

La semana pasada, el porcentaje de Puerto Rico en nivel "anormalmente seco" fue de 42,88, aunque el de sequía moderada ya estaba en 5,44 %.

Según detalla el Monitor de Sequía de Estados Unidos, hasta el pasado 23 de noviembre, solo un par de pulgadas de lluvias cayeron en algunas zonas del este de Puerto Rico en la pasada semana, lo que provocó que el nivel de sequedad se agravara.

Esto se debió a bajos flujos de corriente de nubosidad y leves aguaceros, que provocaron que más áreas de la isla sufrieran sequedad.

El estimado de personas afectadas por las zonas secas en la isla es de 149.083, según indicó el organismo en su página web.

Los municipios más afectados son Juncos, Canóvanas, Río Grande y Naguabo.

No obstante, durante los pasados dos a tres días, los niveles de precipitación han aumentado, por lo que se espera que la sequedad mejore.

En diciembre arranca la temporada seca en Puerto Rico, que podría agravarse debido al fenómeno de La Niña, que perturba las temperaturas, los ciclos de lluvia y los patrones normales de tormentas en diversas partes del mundo.