EFEUSAMiami

El huracán Jerry, de categoría 2, pasará lejos de la costa noreste de Puerto Rico y las Islas de Sotavento mientras avanza en su rumbo oeste-noroeste, aunque podría dejar intensas precipitaciones en la zona más septentrional de las Antillas Menores.

El Centro Nacional de Huracanes (NHC), con sede en Miami, indicó en su último boletín, emitido este viernes a las 8 am EST, que aunque prevén que el ojo del ciclón pase al norte de las Islas de Sotavento hay posibilidad de "fuertes lluvias e inundaciones" en esta región.

A la hora de publicar el informe, Jerry se encontraba a unas 155 millas (245 kilómetros) al estenoreste de Barbuba y presentaba unos vientos máximos sostenidos de 100 m/h (155 km/h).

Los expertos prevén que el huracán de categoría 2 en la escala Saffir-Simpson, que cataloga los ciclones por la fuerza de sus vientos, cambie ligeramente su rumbo hacia el noroeste en los próximos días y decrezca su actual y elevada velocidad de traslación, que se cifra en 16 m/h (26 km/h).

Si se cumplen los pronósticos de trayectoria, el centro de Jerry se moverá al norte de las Islas de Sotavento más septentrionales esta tarde, pasará al norte de Puerto Rico el sábado y estará al estenoreste del sureste de las Bahamas el domingo.

De esta forma no afectaría directamente a ninguna zona poblada hasta que alcanzase, esta vez sí, al archipiélago de las Bermudas, situado en el Atlántico norte y que sufrió esta semana el paso del huracán Humberto, que se disipó en las últimas horas.

Los meteorólogos destacaron que Jerry dejó atrás algo de fuerza en las últimas horas y prevén que esta tendencia se mantenga en los próximos cinco días, en los que sus vientos máximos sostenidos perderían unas 30 m/h (50 km/h), aunque todavía mantendría la categoría de huracán.

Mientras tanto, se espera que Jerry produzca una acumulación de lluvias de hasta 6 pulgadas (15 centímetros) de altura en las islas de Barbuda, San Martín, Anguila y Anegada, lo que podría producir inundaciones "potencialmente mortales".

En Puerto Rico y las Islas Vírgenes el panorama es algo más alentador y se pronostica que Jerry dejará acumulaciones totales de agua de hasta 3 pulgadas (7,5 centímetros) de altura.