EFE NewsSan Juan

El gobernador de Puerto Rico, Pedro Pierluisi, anunció este lunes la asignación inicial de 20 millones provenientes de los fondos del Plan de Rescate Americano (ARPA, por sus siglas en inglés) para la segunda fase del programa de reparación y rehabilitación de techos azules que lleva a cabo la Oficina para el Desarrollo Socioeconómico y Comunitario (ODSEC) estimándose que hay unas 7.000 casas por arreglar tras los destrozos del huracán María hace cuatro años.

Este programa utilizará dichos fondos ARPA para reparar o reemplazar techos deteriorados que representan una seria amenaza para la salud, la seguridad y el bienestar de las familias que residen en dichas estructuras. Además, el programa proporcionará los recursos necesarios para adaptar residencias a los códigos de construcción, abordar problemas de electricidad o plomería, mejorar su eficiencia energética y efectuar otras reparaciones a las viviendas que eliminen peligros para la salud y la seguridad.

“Desde que comenzó mi gobierno en enero hemos procurado la agilidad y la eficiencia en la reconstrucción de Puerto Rico. Mi misión ha sido que utilicemos cada centavo que tenemos de fondos federales y se inviertan lo antes posible en nuestra Isla. Han pasado cuatro años desde el huracán María, y el pueblo ya quiere ver la obra de reconstrucción. En mi gobierno hemos podido acelerar procesos, recortar pasos burocráticos, poner en marcha subastas y sobre todo atender cientos de hogares que todavía tenían techos azules”, sostuvo el gobernador.

El primer ejecutivo informó que la ODSEC atiende los casos de techos azules que el Departamento de la Vivienda no ha podido debido a que las guías federales requieren ciertos requisitos como, por ejemplo, poseer título de la propiedad.

Es por esto que, para atender de inmediato esas necesidades, se están asignando de manera inicial 20 millones para la segunda fase que incluirá, además de eliminar los toldos azules, otros arreglos necesarios en los hogares que lo necesitan.

En la primera fase se repararon viviendas en 33 municipios luego de que los alcaldes sometieran una lista de casas con necesidades de reparación.

La ODSEC se encarga de la implementación del programa que incluye planificación, subasta, contratación y cierre administrativo. Además, suscribe acuerdos de entendimiento con municipios y organizaciones sin fines de lucro. Los toldos azules se remueven por techos mucho más resistentes de galvalume y zinc.

Para esta segunda fase, ya se solicitó un inventario actualizado de necesidades a los municipios.

Al momento unos 39 alcaldes han respondido y hay un inventario provisional de 7.060 casas con necesidad de reparación, por lo que ahora la ODSEC comenzará la evaluación de esa lista para determinar la cualificación de cada caso y el número final de viviendas a impactar.

Durante la conferencia de prensa, en la que también estuvo el secretario del Departamento de la Vivienda, William Rodríguez, se indicó que el programa R3 de esta agencia ha tenido un incremento de 293 por ciento de enero 2021 a septiembre 2021.

En diciembre 2020 se habían completado 412 casas, mientras que al día de hoy hay 1.651 casas entregadas.

De igual manera, el programa de Financiamiento para Pequeñas Empresas (SBF, en inglés) ya ha desembolsado alrededor de 44 millones en fondos de recuperación CDBG-DR, mediante subvenciones directas a pequeñas empresas que fueron afectadas por los huracanes Irma y María.

De enero a septiembre el programa ha tenido una mejoría de un 248 por ciento. En enero se habían entregado 275 ayudas, mientras que al día de hoy se han entregado 961 subvenciones, con un aumento en 686 subvenciones entregadas.

Asimismo, en el caso del programa de Asistencia Directa al Comprador, este ha tenido una mejoría de un 3.192 por ciento de enero 2021 al presente. En diciembre se habían llevado a cabo 27 cierres, mientras que al momento se han logrado 889 cierres de préstamos hipotecarios con esta ayuda.