EFESan Juan

Responsables de agencia fueron llegando a lo largo del domingo a la residencia oficial del jefe del Ejecutivo de Puerto Rico, Ricardo Rosselló, en una jornada en la que hay previstas varias manifestaciones para pedir la renuncia del gobernador por el escándalo del chat.

La subsecretaria de Prensa del Gobierno puertorriqueño, Michelle De la Cruz, informó este domingo de que Rosselló mantendrá varias reuniones con funcionarios del Ejecutivo, aunque sin dar más detalles.

Algunos de los funcionarios que llegaron a La Fortaleza son la responsable de la Oficina de Gerencia y Presupuesto, Iris Santos; el secretario del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio, Manuel Laboy Rivera, y la directora de la Compañía de Turismo, Carla Campos.

Otros funcionarios que se acercaron a la sede del Ejecutivo son el director ejecutivo de la Autoridad para el Financiamiento de la Infraestructura (AFI), Eduardo Rivera Cruz, y el responsable de la Administración de Vivienda Pública, William Rodríguez.

La llegada de los funcionarios a la Fortaleza se produce poco antes de la hora de salida de varias marchas que se espera lleguen a la sede del Ejecutivo para pedir la dimisión de Rosselló.

El gobernador tendrá que continuar hoy soportando las manifestaciones que piden su renuncia, para empezar una de Puerto Rico Para Tod@s, organización LGBT que lucha por la justicia social, uno de los colectivos que siente más atacados por el contenido del chat.

Además, hay convocada otra muestra de rechazo por parte del colectivo de artistas y está prevista una "invasión pacífica" por mar por parte de motos acuáticas.

Rosselló tiene mañana una nueva prueba para mantenerse en el cargo con la manifestación y paro nacional convocada, que, de momento, ha supuesto que Plaza Las Américas, el primer centro comercial del Caribe, anuncie que no abrirá sus puertas por la cercanía de la concentración.