EFE NewsSan Juan

La que fuera Miss Puerto Rico 2004, Alba Reyes, reveló este jueves a través de las redes sociales que está enamorada otra vez, tras muchas dudas sobre si debía hacer público el estado de su corazón.

"Llevo semanas debatiendo entre si compartir esta foto o no. No recuerdo la última vez que compartí una foto de mi vida romántica, porque es algo que mantengo estrictamente privado por muchas razones", dijo la belleza puertorriqueña a través de su cuenta en Facebook.

La que fuera Miss Fotogénica y segunda finalista en el concurso de Miss Universo 2004 acompaña la revelación con una foto en la que sonríe pletórica, mientras un hombre, cuyo rostro no se ve y que lleva gorra, le besa en la mejilla.

"Primero porque me da terror que no funcione y tener que dar explicaciones, además porque honestamente me da miedo que me lo salen (echen mal de ojo, un pensamiento negativo o envidioso) y por respeto a la privacidad de la otra persona", indica.

A pesar de ello, la reina de la belleza quiso agradecer a sus seguidores y tener una muestra de confianza con ellos.

"Ustedes han estado conmigo en los últimos años, quizás en los peores momentos de mi vida. Han sido 4 años de muchas batallas y la batalla que no termina por intentar recuperar mi vida o debería decir reconstruirla", continúa explicando.

"Han sido testigos de mis lágrimas, miedos y frustraciones, así que creo que deben ser testigos cuando también tengo razones extras para sonreír", asegura la puertorriqueña.

"Llevo muchos años sola, no creo que nadie necesite de una pareja para vivir o para ser feliz. Cada uno es responsable de su propia felicidad y se puede ser feliz estando solos, de hecho si no somos felices solos no lo seremos con alguien más. Pero según llegan personas que nos causan lágrimas también llegan personas que nos causan sonrisas, aquí les comparto una de esas sonrisas", destacó.

Reyes asegura que no puede predecir el futuro, "sobre todo en cosas de dos", pero, asegura, por el momento "estoy viviendo una etapa muy distinta y muy bonita".

"La vida, sobre todo en estos momentos difíciles, me ha regalado razones para sonreír, así que decido vivir en agradecimiento por estas sonrisas y como siempre un día la vez", concluye.